Vitaminas A, C, y E: ¿previenen enfermedades del corazón?

Mitos y verdades sobre los suplementos vitamínicos en la salud cardiovascular

Vitaminas a, c y e para prevenir enfermedades corazón
No está demostrado todavía la eficacia de los suplementos vitamínicos en la protección de enfermedades del corazón. Photographer's Choice RF | Getty Images

Las vitaminas antioxidantes han sido asociadas en algunas investigaciones observacionales a la prevención de enfermedades cardiovasculares. Sin embargo, la Asociación Americana del Corazón (AHA, por sus siglas en inglés) recuerda que no hay datos suficientes para sugerir que tomar suplementos de vitaminas y minerales por encima de los valores de referencia benefician la salud.

La mejores vitaminas para el corazón están en la dieta

La asociación aconseja que las vitaminas se obtengan de los alimentos  y no de suplementos, -con la única excepción de los omega-3-, por considerar que las ingestas dietéticas recomendadas (CDR) aseguran una toma diaria y adecuada de los nutrientes que necesita el organismo.

La AHA además recuerda que cualquier nutriente puede ser potencialmente tóxico si se consume en grandes cantidades y durante un periodo de tiempo largo.

Por ello insiste en que los suplementos vitamínicos o minerales no deberían ser nunca un sustituto de una dieta saludable y nutritiva, baja en calorías, sodio, grasas saturadas, las grasas trans y el colesterol dietético. Ya que este enfoque dietético sí que se ha demostrado que reduce el riesgo de enfermedad coronaria (infarto y angina de pecho), tanto en personas sanas como en aquellas con enfermedad cardíaca.

¿Qué son las vitaminas?

Las vitaminas son sustancias orgánicas que el cuerpo necesita en pequeñas cantidades, (micronutrientes).Participan en procesos metabólicos y desempeñan funciones reguladoras o protectoras en el organismo. Sus carencias originan trastornos y enfermedades.

Están presentes de forma natural en los alimentos, pero los beneficios de las vitaminas en suplementos, en algunos casos, parecen no ser tan buenos como los obtenidos en la dieta.

Vitaminas antioxidantes en los alimentos

  • Vitamina C (ácido ascórbico)

Transporta hidrógeno, por lo que participa en el metabolismo de las células. La vitamina C además protege las mucosas. Se cree que la vitamina C podría ayudar al corazón y los vasos sanguíneos. Se usa para el endurecimiento de las arterias, para prevenir los coágulos en las venas y las arterias, los infartos, el derrame cerebral, la hipertensión, y el colesterol alto.

Al parecer, quienes comen frutas y verduras en abundancia corren menos riesgo de sufrir una enfermedad del corazón. Los investigadores creen que el contenido de antioxidante de estos alimentos podría ser en parte responsable de esta asociación porque el daño oxidativo es una de las principales causas de la enfermedad cardiovascular. Sin embargo, los científicos aún no pueden afirmar con certeza si la propia vitamina C, presente en alimentos o suplementos, ayuda a proteger a las personas contra trastornos del corazón. Tampoco se sabe con certeza si la vitamina C contribuye a evitar el agravamiento de la enfermedad cardiovascular en quienes la padecen.

Alimentos con vitamina C: Frutas y verduras son fuentes ricas de vitamina C, especialmente cítricos (limón, naranjas, pomelos y mandarinas). También en pimientos rojos y verdes y kiwi, brócoli, fresas, melón, papas horneadas y tomates.

Se recomienda obtener la vitamina C de una dieta rica en frutas y verduras en lugar de tomar suplementos.

  • Vitamina A (retinol)

Nos ayuda a crecer, a reproducirnos y al mantenimiento de la piel. La vitamina A parece inhibir la formación de aterosclerosis.

Los carotenoides, en especial los betacarotenos, son sustancias que actúan como provitamina A y ayudan a cubrir las necesidades de la vitamina A.

Alimentos con vitamina A

Se encuentra en el aceite que se almacena en las grasas animales. La vitamina A es abundante en leche, mantequilla, yema de huevo, hígado, pescados.

  • Vitamina E (tocoferol): su papel es muy importante porque actúa como antioxidante, protegiendo a los ácidos grasos esenciales de la oxidación. También participa en el mantenimiento de las membranas de la células.

    La deficiencia de vitamina E puede afectar el sistema nervioso y los ojos. También puede causar una forma de anemia (anemia “hemolítica”). La deficiencia de vitamina E es muy rara, pero puede desarrollarse en personas que no absorben grasa de manera normal.  Personas que no ingieren suficiente vitamina E tienen más riesgo de cáncery de enfermedades del corazón.

    ¿Suplementos de vitamina E?

    Algunas investigaciones relacionan su mayor consumo con un menor riesgo de padecer enfermedad cardíaca, pero estudios recientes no respaldan el uso de suplementos de vitamina E para la prevención de enfermedades del corazón. No han podido determinar aún si el consumo de concentraciones elevadas de vitamina E podría proteger el corazón de las personas más jóvenes y sanas.

    Alimentos con vitamina E

    Aceites de frutos y semillas, germen de cereales y yema de huevosin alimentos ricos en vitamina E. Aceites vegetales, aderezos para ensaladas, y margarina son las fuentes alimenticias más ricas en vitamina E. Otras buenas fuentes son las nuecesy las hojas de vegetales de color verde.

    Advertencia

    Antes de tomar un suplemento vitamínico, habla con tu doctor. Te indicará la dosis y te informará sobre las posibles interacciones con el fármaco o suplemento que estés usando. Por ejemplo, los suplementos de vitamina E pueden ser perjudiciales para tu salud si tomas fármacos anticoagulantescomo la warfarina o el SINTROM® (Acenocumarol). Consulta siempre antes con tu médico.

    Referencias:

    Vitamina A. Medline Plus. Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU. Accedido: 23 de noviembre de 2012. Centers for Disease Control and Prevention. http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/druginfo/natural/964.html

    Hoja informativa sobre el suplemento dietético: Vitamina C . Institutos Nacionales de la Salud, Oficina de Suplementos Dietéticos. Accedido: 23 de noviembre 2012 http://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminC-DatosEnEspanol/

    Vitamina C (ácido ascórbico) Medline Plus. Biblioteca Nacional de Medicina de EE.UU. Accedido: 23 de noviembre de 2012. Centers for Disease Control and Prevention. http://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/druginfo/natural/1001.html

    Hoja informativa sobre el suplemento dietético: Vitamina E. Institutos Nacionales de la Salud, Oficina de Suplementos Dietéticos. Accedido: 23 de noviembre 2012.http://ods.od.nih.gov/factsheets/VitaminE-DatosEnEspanol/

    Dietary Guidelines for Americans, 2005. 6th Edition. Department of Agriculture enero 01, 2005. Accedido: 23 de noviembre 2012. http://www.health.gov/dietaryguidelines