Técnicas de desarrollo de contenido.

Interesantes técnicas de desarrollo de contenido para tu #blog!

A los blogueros nos encanta escribir. Sentarnos frente a la hoja en blanco y dejarnos llevar por las ideas de lo que queremos comunicar es, para la mayoría, el momento más placentero de la administración de un blog. De todas maneras, suele suceder también que la vorágine comunicacional que exige un medio de comunicación sea apabullante y en ocasiones, nos veamos atrapados en momentos de baja producción creativa en los que nos cuesta encontrar temas para desarrollar contenidos que nos resulten interesantes.

El simple hecho de que muchos blogs son emprendimientos en donde una sola persona se ocupa de la totalidad de las tareas, muchas veces quita el tiempo necesario como parapoder relajarse y escribir material creativo. Como suele decir el neuro-científico Facundo Manes, la creatividad sólo es posible en momentos de relajación. Y en la mayoría de los casos, son esos los momentos que nos faltan a los blogueros.

De todas maneras existen técnicas de producción de contenido periodístico que son muy útiles para estos momentos, ya que a partir de la explotación de recursos disponibles, se puede producir material de valor, original y de excelente calidad que surgen del método, más que de la inspiración.

  • Ser específico, detallista y técnico: En la masividad de Internet, suele suceder que hay demasiado material disponible, muy parecido entre sí, que en general no profundiza sobre la especificidad. Si bien el grado de tecnicidad que puedas desarrollar en tu blog dependerá del estilo y el tema al que te dediques, diferenciarte como experto que maneja información precisa, idónea y técnica es una manera muy efectiva de destacarte con respecto a la competencia. Tomar un aspecto de tu tema que no haya sido desarrollado propiamente y dedicarle tiempo e investigación te salvará de los momentos en los que te sientas falto de inspiración y te afirmará como un referente en tu nicho de mercado.

  • Explotación de datos: Hoy en día, lo que sobra en la red son datos, en sí el funcionamiento de Internet es una enorme maquinaria generadora de datos a la espera de ser analizados para brindar interpretaciones y contenidos a partir de ellos. Explotar estos datos significa acudir a estudios estadísticos o de mercado realizados por autoridades de cada nicho, para reflejar sus resultados y desarrollar temas y contenidos a partir de los mismos. Esta práctica, que se ha erigido como un tipo específico de periodismo, tiene un doble beneficio porque en primer lugar legitima tu postura a partir del respaldo de los estudios estadísticos realizados y en segundo lugar resulta una usina de información a la espera de ser transformada en contenido, casi inagotable.

  • Entrevistas: ya hemos lo hemos mencionado en repetidas ocasiones en este espacio, que realizar entrevistas no solo genera un atractivo especial en nuestro blog, sino que también nos saca del el embrollo de tener que generar material original todo el tiempo. Si bien las entrevistas constituyen un tipo de producción de contenido específico, resultan diferentes a los artículos de producción ya que no dependen de una sola persona o escritor. Sumado a esto la relevancia y trascendencia de la figura entrevistada generará interés especial por visitar nuestro medio y al mismo tiempo te relacionará con figuras del nicho al que te dedicas. Sin dudas, una técnica que no debemos dejar de lado.

  • Seguimiento de temas: esta técnica típica del periodismo profesional de grandes multimedios es ignorada, en general, por los colegas blogueros a pesar de ser muy efectiva con los lectores. Se trata de generar nuevo contenido a partir de material publicado en el pasado. La técnica es muy simple, el redactor de un artículo se configura un recordatorio hacia el futuro en un tiempo determinado (4, 6, 8 meses) para realizar un seguimiento de la evolución del material publicado. Por ejemplo, si te dedicas a la gastronomía y has hecho la reseña de la inauguración de un nuevo establecimiento, es interesante volver al tiempo a visitarlo y hacer un nuevo artículo para comentar su evolución, su crecimiento, etc. Esta misma técnica puede ser aplicada en la gran mayoría de los nichos y te saca de un apuro en aquellos momentos que no se te ocurre que escribir.

    Estas simples técnicas muy utilizadas por periodistas profesionales en todo el mundo, generan de por sí material que en muchas ocasiones nos es esquivo y no exigen inventiva creativa, sino poder de observación y oficio. Anímate a aplicarlos.