Síntomas del colesterol alto

La Dra. Fitó nos explica los efectos del colesterol alto en el organismo

Sintomas de colesterol alto
El colesterol alto no es una enfermedad y no da síntomas. Dan Dalton | Getty Images

El colesterol no es una enfermedad y no da síntomas. Es un lípido que tiene unas funciones biológicas. Además de formar parte de las membranas celulares, es utilizado por el hígado para la formación de hormonas.

Aunque una parte del colesterol proviene de la dieta, la gran mayoría se produce en el hígado y aquí juega un papel muy importante el balance entre la producción o ingesta y la eliminación”, nos explica Montserrat Fitó, investigadora especializada en riesgo cardiovascular y nutrición.

El colesterol LDL y el HDL

El organismo transporta el colesterol que circula por la sangre mediante las lipoproteínas, las más conocidas son las LDL y las HDL. El colesterol HDL transporta el colesterol bueno, ya que su m es retirar este exceso de lípido de las células periféricas y llevarlo hacia el hígado desde donde se eliminará a través del sistema biliar llegando al intestino.

El colesterol transportado por la LDL, conocido por el colesterol malo, tiene la función de transferir colesterol a las células periféricas. Esta función tiene una razón fisiológica ya que las células requieren el lípido ya que formará parte de sus membranas. Pero cuando hay colesterol en exceso las células macrofágicas comienzan a incorporarlo en su interior lo que inicia el proceso de la arteriosclerosis en las arterias, añade la científica.

Para el correcto funcionamiento del organismo es necesario tener los niveles de colesterol dentro de la normalidad.

¿Qué es un perfil lipídico?

El perfil lipídico se basa en un conjunto de parámetros que miden el colesterol total, el colesterol LDL, el colesterol HDL y los triglicéridos. Para hacer una interpretación correcta es importante considerar todas las fracciones del colesterol. Es positivo tener el colesterol total, la fracción de colesterol LDL y los triglicéridos bajos, pero la fracción de HDL alta.

Un colesterol elevado si es a expensas del colesterol HDL tampoco es desfavorable, comenta la doctora Fitó.

La hipercolesterolemia, es decir, niveles altos de colesterol, puede llegar a ser una enfermedad cuando se sobrepasan unos rangos estipulados como muy altos y están asociados a otras alteraciones comolos niveles de triglicéridos altos.

Tener el colesterol elevado es un dato clínico para los médicos porque es un factor de riesgo cardiovascular para sufrir enfermedades coronarias y vasculares periféricas. Por lo que es necesario que sea controlado, recomienda la científica.

Cuando hay una hipercolesterolemia se pueden dar algunos signos clínicos indirectos asociados con el exceso de colesterol u otros lípidos en la piel, los párpados o los tendones. Se les conoce como xantomas. "El colesterol también se puede depositar en la córnea. Pero son casos poco frecuentes y suelen estar ligados a un componente hereditario", añade.

Alimentos y colesterol

La dieta es un todo y no hay alimentos aislados. Los efectos beneficiosos se atribuyen al conjunto de la dieta y no tanto a un alimento aislado. Es muy difícil demostrar los efectos de un alimento, dado que el diseño del estudio tiene que ser muy preciso para diferenciar su efecto del resto de la alimentación”, puntualiza la científica.

Es el conjunto de nutrientes aportados por la dieta y su interacción y sinergia lo que produce el beneficio”, nos dice la doctora Fitó. Además de los nutrientes básicos (proteínas, hidratos de carbono, grasas, vitaminas y minerales) algunos nutrientes no esenciales también tienen una función fisiológica como la fibra o los compuesto fenólicos con marcadas propiedades antioxidantes.

En este sentido, hay investigaciones que han demostrado beneficios sobre el perfil lipídico de algunos alimentos como son: el aceite de oliva virgen por ser rico en compuestos antioxidantes, las nueces o el pescado azul por tener un alto contenido en grasas omega 3 y la fibra. También es bueno para mejorar el colesterol la práctica regular de actividad física, aunque sea de intensidad ligera, comenta.

La dieta mediterránea, la gran aliada del corazón

Hay estudios que proporcionan el máximo nivel de evidencia científica con ensayos clínicos aleatorios y utilizando un grupo control. Estos han revelado que un patrón con dieta mediterránea produce una disminución del colesterol total o colesterol LDL y un aumento del colesterol HDL, tanto en la población sana como en las personas con riesgo cardiovascular”, añade. Además la dieta mediterránea mejora otros factores de riesgo menos conocidos como la oxidación y la inflamación.

Un patrón alimentario como la dieta mediterránea ha demostrado proteger de infarto, accidente cerebrovascular y de mortalidad por causa cardiovascular tanto en la población en general como en personas que habían sufrido un infarto agudo de miocardio, estas últimas han tenido una mejor evolución y menos complicaciones cardiovasculares”, concluye la Dra. Fitó.

Referencias:

Entrevista Dra. Montserrat Fitó Colomer, MD, PhD Cardiovascular Risk and Nutrition Research Group (CARIN). CIBER de Fisiopatología de la Obesidad y Nutrición (CIBEROBN). IMIM-Institut Hospital del Mar d’Investigació Mèdica (IMIM). Parc de Recerca Biomèdica de Barcelona (PRBB)

Kanter MM, Kris-Etherton PM, Fernandez ML, Vickers KC, Katz DL. Exploring the factors that affect blood cholesterol and heart disease risk: is dietary cholesterol as bad for you as history leads us to believe. Adv Nutr 2012;3:711-7.

Covas MI, Nyyssönen K, Poulsen HE, Kaikkonen J, Zunft HJF, Kiesewetter H, Gaddi A, de la Torre R, Mursu J, Bäumler H, Nascetti S, Salonen JT, Fitó M, Virtanen J, Marrugat J, EUROLIVE Study Group. The effect of polyphenols in olive oil on heart disease risk factors: a randomized trial. Ann Intern Med 2006; 145: 333-341.  

Schröder H, Salas-Salvadó J, Martínez-González MA, Fitó M, Corella D, Estruch R, Ros E. Baseline Adherence to the Mediterranean Diet and Major Cardiovascular Events: Prevención con Dieta Mediterránea Trial. JAMA Intern Med 2014; 174(10): 1690-1692.