Seguridad y muebles: un dúo que debe ir unido

Los fabricantes deben asegurar su seguridad para evitar lesiones y accidentes

comoda-malm-ikea
Cómoda Malm de IKEA. Foto © IKEA

Seguridad y muebles deben ir unidos y muy tenidos en cuenta pues los muebles de determinadas formas y tamaños pueden ser peligrosos y causa de accidentes en el hogar, hasta el punto de que peligre la vida de los usuarios.

Recientemente, IKEA ha lanzado la advertencia sobre las cómodas Malm de 3 y cuatro cajones y dos modelos de seis cajones y otros roperos y armarios tras varios accidentes en Estados Unidos.

Estos incidentes se han producido por no tenerlos anclarlos a la pared así es que la compañía sueca ha iniciado un protocolo por el que, además de la advertencia, incluirá el kit de anclaje a la pared en estos modelos de muebles.

Y es que este anclaje de los muebles es muy aconsejable en determinadas piezas. Niños, ancianos, personas con algún tipo de limitación física pueden ser víctimas involuntarias de la caída de alguna pieza de mobiliario mal colocada o mal usada.

Cómo de peligrosos pueden ser los muebles

En el caso de las estanterías y librerías, el anclaje a la pared es recomendable para evitar que por desnivel del suelo, carga mal calculada o el apoyo excesivo en ella (al limpiar, por ejemplo) termine con la librería venciéndose hacia delante.

Este caso es similar al de las cómodas delos dormitorios: 

  • Cuando los cajones o gavetas están excesivamente llenos pueden volcar el mueble hacia delante al abrirlo. 
  • Abrirlos de forma forzada o desde una posición inferior puede también volcarlos. Ese sería el caso de un niño abriendo los cajones de una cómoda que tenga una altura superior a él

Muebles infantiles, un plus de responsabilidad

Los muebles para niños que no tienen medidas de seguridad para su edad suponen un riesgo añadido:

  • Deben ajustarse a su altura (especialmente los que puedan volcarse, como sillas, mesas o estanterías) 
  • Estar anclados en la pared
  • Llevar ruedas cuando sea posible (como en el caso de los cajones jugueteros) 
  • Medidas de seguridad para poder bloquear tanto gavetas como ruedas
  • Las cunas y moisés tienen sus propias normativas

Baldas y estanterías, calibrar su peso

  • Otras piezas de mobiliario con las que debes tener cuidado son las baldas en altura. Solemos utilizarlas para colocar objetos decorativos, libros o como soporte de cuadros o esculturas.
  • Es importante que cuando las coloques respetes las indicaciones del fabricante y solo cambies las piezas de anclaje si es para una mejor sujeción.
  • También debes ajustarte al peso recomendado. Todas las estanterías tienen una indicación del peso máximo que soportan. Sobrepasarlo puede vencerlas y que caigan o, en el mejor de los casos, combarlas.
  • Esta precaución debes aplicarla igualmente a las librerías, con o sin puertas, especialmente si compras muebles en kit. Respeta el peso máximo que se indica en las instrucciones y no te confíes: los libros pesan más de lo que parece.
  • Las vitrinas y muebles por módulos en altura llevan también estos consejos. Debes cuidar de cómo y cuánta vajilla colocas en una balda, por ejemplo.
  • Cuando compres muebles que tengan piezas de cristal elígelos de cristal templado de seguridad o con vidrio de grosores difíciles de romper. En una casa con niños pequeños deberías prescindir de ellos.

Estos son unos consejos básicos (y de sentido común) para evitar accidentes en casa (que suponen un porcentaje muy elevados de daños importantes o muertes en el hogar).

¿Te aseguras tú de un buen anclaje y colocación de los muebles?