Rembrandt | Resumen de su biografía y obras

Resumen de la vida y obras más importantes de Rembrandt

Rembrandt
"Autorretrato" (h. 1628), Rembrandt. Dominio público / Wikimedia Commons

Rembrandt es uno de los pintores más famosos del mundo y exponente de la generación de artistas barrocos del llamado Siglo de Oro holandés. Es conocido por su maestría pintando al óleo, un uso del claroscuro característico, el dominio del dibujo visible en sus grabados y la serie de autorretratos en las que se pintó desde que era joven hasta poco antes de morir.

Rembrandt: Quién fue

  • Nombre completo: Rembrandt Harmenszoon van Rijn.
  • Dónde y cuándo nació: El 15 de julio de 1606 en Leiden, Países Bajos.
  • Dónde y cuándo murió: El 4 de octubre de 1669 en Amsterdam, Países Bajos.
  • Nacionalidad: Holandés.
  • Movimiento, grupo o escuela a la que perteneció: Barroco. Siglo de Oro holandés.
  • Disciplinas que practicó: Pintura y grabado.

Biografía de Rembrandt

Rembrandt Harmensz van Rijn era hijo de molineros, aunque de buena posición, por lo que pudo estudiar y llegar a la universidad (1620). Sin embargo, y como otros colegas, la pasión por el arte pudo más y, dejando sus estudios al año siguiente, entró a formar parte del taller de un pintor de su ciudad natal, Jacob van Swanenburgh.

Tres años más tarde se trasladó a Amsterdam, al taller de un pintor de mayor reconocimiento, Pieter Lastman. En esa ciudad adquiere su influencia italiana y su admiración por Caravaggio.

En 1625 Rembrandt decidió que era momento de abrir su propio taller y lo hizo en Leiden junto a un socio, Jan Lievens, al que conoció en Amsterdam.

De esos años es “La lapidación de San Esteban”, su obra más conocida de esa época. Pronto recibió reconocimiento y popularidad.

En 1630 vuelve a instalarse en Amsterdam, tras la muerte de su padre y recibe importantes encargos de un marchante de arte llamado Hendrick van Uylenburgh, con quien se asocia.

Obras de estos años son “La lección de anatomía del doctor Tulp” (1632) que le valió más fama y encargos. Su fama como retratista, minucioso y capaz de captar el espíritu del retratado, le colocó en una situación social y económica envidiable.

En 1634 Rembrandt se casa con Saskia van Uylenburgh a quien conoció por ser sobrina de su socio, que además era muy adinerada. Saskia se convirtió en un apoyo imprescindible en su vida, además de musa y modelo. De esos años son obras como “El banquete nupcial de Sansón” (1638), “El sacrificio de Isaac” (1635), “Saskia con sombrero” (1635), autorretratos y paisajes.

Todo parecía ir bien hasta que en 1642, seis meses después del nacimiento de su único hijo vivo Titus, Saskia muere de tuberculosis y se inicia una espiral de decadencia para Rembrandt: los problemas financieros le llevan a la bancarrota, la niñera de Titus le demanda por incumplimiento de promesa de matrimonio y es juzgado por su relación con su joven sirvienta, acusado de concubinato en una sociedad tremendamente puritana y rígida.

Lo cierto es que la sirvienta, de nombre Heindrickje Stofeels, le acompañará ya el resto de sus días, hasta su muerte en 1663. Fruto de esa relación es una hija, Cornelia.

Son numerosos los cuadros en los que es modelo, como “Hendrickje en el lecho” (1649-50).

Él sigue pintando y es el momento en que pasa de la exuberancia del estilo barroco a una etapa muy detallista, con colores vibrantes, personajes más humanizados y temas adaptados a la mentalidad religiosa de la sociedad holandesa. De esos años es “La cena de Emaús” (1648). En 1656 todo su patrimonio, con obras incluidas, será vendido en subasta pública.

En la década de 1660 vuelven los encargos: pinta “Los síndicos de los pañeros” (1662), “La novia judía” (1666) o la inquietante “Lección de anatomía del doctor Leyman” (1656). Rembrandt recupera su prestigio y adopta su estilo característico de los últimos años: largas pinceladas, claroscuros y atmósferas que definen a sus personajes.

Vemos los efectos de la luz dorada y la influencia de Tiziano y la escuela veneciana, como en su “Autorretrato con paleta” (1665-66).

Gestos, rasgos y ademanes están perfectamente estudiados y ejecutados.

En 1668 muere su hijo Titus. Rembrandt fallece el 4 de octubre de 1669, en Amsterdam, siendo un modelo difícil de encajar en su época pero un referente en la historia del arte. Fue autor, además, de unos 1.500 dibujos y 400 grabados.

Obras más famosas de Rembrandt

  • La ronda de noche (1642)
  • El buey desollado (1643)
  • Mujer bañándose (1654)
  • La lección de anatomía del Doctor Tulp (1662)
  • Serie de autorretratos a lo largo de su vida.