Receta de plastilina extra suave

01
de 06

Paso a paso para hacer plastilina casera ultra suave

© Ana Cabreira

Hacer plastilina casera es fácil, entretenido y educativo. Desde que comenzamos a probar distintas recetas no hemos vuelto a comprar plastilina ya que toda la hacemos nosotros en casa.

Hasta ahora hemos probado una receta con harina, sal y aceite, una receta que incluye jugo en polvo y ahora esta receta que sólo necesita 3 ingredientes!

Advertencia: si crees que tus hijos podrían ponerse la plastilina en la boca, no uses esta receta que contiene acondicionador de cabello. En ese caso te recomiendo usar la receta basada en harina y sal que puedes encontrar AQUI.

02
de 06

Materiales para receta de plastilina

© Ana Cabreira

Para hacer la plastilina extra suave necesitas:

Ingredientes

  • Maicena (Cornstarch): 1 taza para cada color
  • Colorantes de comida
  • Acondicionador de cabello: 1/2 taza para cada color

Otros materiales

  • Una taza o recipiente para cada color
  • Una cuchara para cada color
  • Una bolsita de sandwich para almacenar cada color

03
de 06

Paso 1: acondicionador

© Ana Cabreira

Pon 1/2 taza de acondicionador en un recipiente (uno por color). Cada color se hace por separado y en un recipiente distinto.

04
de 06

Paso 2: colorante de comida

© Ana Cabreira

Agrega 10 gotas de colorante de comida para cada color. Si quieres un color suave puedes poner menos colorante y si quieres un color brillante puedes poner más gotitas de colorante.

05
de 06

Paso 3: maicena (cornstarch)

© Ana Cabreira

Cada color necesita una taza de maicena.

Agrega media taza de maicena y revuelve. Una vez que los ingredienets estén bien mezclados, agrega otra media taza de maicena y revuelve nuevamente.

Finalmente, amasa la mezcla con las manos.

06
de 06

Tu plastilina está lista

© Ana Cabreira

La plastilina extra suave está lista. Almacena cada color en una bolsa de sandwich y al cerrarla asegúrate de que no quede aire dentro de la bolsa, de esta forma durará suave y blanda por más tiempo.