Qué es un cabildero o "lobbyist"

©Getty by Leigh Vogel

Un cabildero, o lobbyist, como se conoce en el gobierno de Estados Unidos, es una persona que trata de influenciar a los funcionarios electos para asegurarse de que las leyes favorezcan o no perjudiquen a una industria, organización o el público en general. El cabildero es una profesión poco comprendida por el pueblo estadounidense y lleva un estigma negativo debido al gran número de cabilderos y los grandes presupuestos con los que cuentan para lograr sus iniciativas.

Muchas personas desconocen que el cabildeo es una actividad protegida por la Constitución de Estados Unidos gracias a la primera enmienda, que incluye el derecho a presentar peticiones. Los cabilderos, por ley, deben registrarse como tales debido a la Ley de Divulgación de Cabilderos, que requiere que las personas que participen en cabildeo al menos en un 2 por ciento durante tres meses, que se registren como cabilderos.

Los cabilderos no sólo presionan a los legisladores, es un trabajo que requiere preparación y análisis, empleando y explicando muchas veces, diversos informes, encuestas y estudios. Esta información puede ser recopilada por los mismos cabilderos, o por terceros. Los cabilderos también tratan de hacer cambios en la opinión pública si los consideran necesario, mediante el uso de diferentes líderes nacionales y campañas publicitarias.

Otra herramienta de los cabilderos es la combinación de contribuciones de campaña de un grupo de colegas, para presentársela a algún legislador.

Este proceso se conoce en inglés como “bundling”. Los cabilderos pueden tener comités de acción política con los que hacen donaciones a los legisladores de 15,000 dólares o más.

Los cabilderos también cuentan con los fondos discresionales, o "earmarks”, “pork barrel”. Algunos congresistas aprovechan este dinero para favorecer las industrias de los cabilderos insertándolos en las propuestas de distribución de fondos.

Esta práctica no es bien vista y ha sido blanco de críticas de quienes promueven una reforma al cabildeo en el gobierno estadounidense.

Y además suelen favorecerse de los comités federales de los candidatos, que son los comité de acción política de cada candidato federal. Estos comités pueden contribuir más fondos a los legisladores.

Varios tipos de cabilderos

El cabildero profesional - es una persona que usualmente tiene vínculos y contacto directo con funcionarios electos, y que recibe compensación por cabildear en el gobierno de Estados Unidos. Los cabilderos profesionales pueden estar empleados por una organización para que abogue en su beneficio o puede ser empleado por una compañía de cabildeo o asesoría.

El cabildero ciudadano - conocido en inglés como “grassroots lobbyist”, es una persona que trabaja con alguna organización que motive a sus miembros a contactar directamente a sus representantes públicos para promover o detener alguna propuesta de ley. Estas organizaciones suelen pedir a sus miembros que escriban a los senadores y congresistas o que participen en protestas.

Restricciones

Existen varias restricciones que los legisladores deben tener en cuenta si dejan de trabajar con el gobierno y se dedican a cabildear en el sector privado.

Los miembros de la Cámara de representantes deben esperar un año antes de dedicarse a cabildear en el gobierno, los senadores tienen que esperar dos años. Los empleados de la rama ejecutiva deben prometer, que no se dedicarán a cabildear con el gobierno luego de abandonar sus puestos. En inglés, esta transición está conocida como “cooling off”.

La transición de trabajar en el Congreso y luego dedicarse al cabildeo es descrita en la política estadounidense como “la puerta giratoria”, y ha sido muy criticada ya que permite que los cabilderos tengan una ventaja injusta por sus contactos en el gobierno. Para muchos, las restricciones para evitar el abuso de influencias no son suficientes para evitar que ciertos grupos dominen la atención de los legisladores, y su dependencia a los fondos de campaña que los cabilderos les puedan conseguir.