¿Qué es la energía eólica?

La energía eólica proviene del viento y es limpia y sustentable.
La energía eólica es la energía del viento. Erik Isakson - Tetra Images/Getty Images

¿Qué es la energía eólica?

La energía eólica es la energía del viento. Normalmente se aprovecha por medio de molinos de viento o aerogeneradores. Se puede utilizar para diversos objetivos; los más comunes son generar electricidad, bombear agua y moler granos.

La energía eólica es una energía cinética (de movimiento), ya que el viento es precisamente el aire en movimiento. Para poderla aprovechar es necesario que el viento choque con algo; al tener contacto con algún cuerpo el aire le aplica fuerza, la cual podemos dirigir y utilizar.

Un ejemplo de esto es cuando hace viento fuerte y nos golpea, sentimos resistencia al caminar en contra del viento y nos sentimos livianos al caminar a favor de él.

Características energéticas del viento

El viento es un efecto secundario de la energía solar. El movimiento del aire se debe a la diferencia de temperatura entre la tierra y el mar. Cuando hace sol, la tierra se calienta más rápido que el agua, y por la noche la tierra se enfría más rápido. Como el aire caliente sube y el aire frío baja, se crean las corrientes de aire que se conocen comúnmente como brisa o viento. Se estima que la energía que contiene el viento es aproximadamente el 2% del total de la energía solar que alcanza la tierra. La velocidad del viento determina la cantidad de energía que nosotros podemos utilizar.

En la superficie de la Tierra hay muchos obstáculos (rocas, casas, árboles), los cuales interrumpen el viento y lo hacen más suave.

En lugares planos como en el mar o en el campo abierto hace viento más fuerte.

El aire, igual como el agua, aumenta de presión al ser comprimido: cuando el aire circula de un lugar abierto y pasa por un espacio restringido (por ejemplo entre dos montañas) se hace más fuerte y rápido.

Origen de la energía eólica

Los primeros usos de la energía eólica fueron los barcos de vela y los molinos de viento.

Los navegantes utilizaban el viento para transportar personas y productos en barcos (algunos de gran tamaño) y comercializar en otros países y territorios. Los molinos se empleaban para moler grano o caña: tenían un muro en forma de media luna que cubría la mitad del molino; al dar vueltas, ésta trituraba frotaba las semillas entre la pared y la orilla del molino, y la otra mitad del molino estaba a la intemperie para poder ser movido por el viento y desempeñar el triturado. Los molinos de viento también eran muy importantes para el suministro del agua.

¿Como funcionan los molinos de viento?

Primero se hace un análisis de la zona de emplazamiento (ubicación del molino): la dirección en que corre el viento y su velocidad medida en kilómetros por hora (km/h) o metros por segundo (m/seg.). Esta información se utiliza para determinar el lugar óptimo para la instalación del molino. Las aspas del molino se construyen con un ángulo preciso para que empiecen a girar cuando el viento las golpea; el eje de las aspas está conectado a una turbina que genera electricidad por medio de un generador.

Aplicaciones de la energía eólica

La energía del viento se sigue utilizando para barcos de vela, irrigación y, en algunos lugares, para moler granos y otros productos agrícolas.

Sin embargo, los avances en la tecnología moderna han abierto las puertas a usos mucho más diversos. Por ejemplo, la producción de energía eléctrica por medio del viento se puede hacer a través de sistemas puramente eólicos, eólico-fotovoltaicas (en combinación con paneles solares) o eólico-diesel, entre otros; puede ser a escala hogar o industrial. Desde el año 1990 la generación eólica a nivel mundial crece a un promedio anual de un 20% y esto también implica un desarrollo tecnológico y amplificación de los posibles usos de esta energía.

Ventajas y desventajas de la energía eólica

Como un tipo de energía limpia que a la vez es una tecnología todavía en desarrollo, la energía eólica como fuente de electricidad fomenta la protección del medio ambiente, creación de empleos, transferencia de tecnología, crecimiento económico y diversidad en el suministro de energía.

Y lo más importante es que es renovable: el viento es un recurso que no se agota con nuestro consumo.

Algunas desventajas de la energía eólica son el ruido que hacen y el espacio que requieren. En lugares urbanos o pequeños estos dos factores son los limitantes principales. Algunas personas lo consideran antiestético para el paisaje y el movimiento de las aspas mata a las aves que chocan con ellas. Pero a pesar de sus desventajas, en este momento la energía eólica es una de las mejores opciones para energía limpia y sustentable.