¿Que es la alpaca?

Conozcamos mejor esta fibra.

Alpacas Japani y Mia
Japani y Mia. (c) Alpacas Dobra

La alpaca se utiliza en gran variedad de formas, desde prendas económicas creadas para su uso y venta por comunidades aborígenes a productos más costosos como trajes de caballero y prendas de diseño. Diseñadores como Giorgio Armani ha utilizado alpaca de calidad Suri en trajes de caballero y señora. En Norteamérica existen pequeños grupos de criadores que han formado lo que se conoce como "cooperativas de fibra", con el fin de abaratar su producción.

En España existen cooperativas que se dedican a la cría de animales, el asesoramiento a explotaciones dedicadas a su cría, y a la producción de fibra de calidad.

¿Qué es?

La alpaca es una fibra ligera, cálida y resistente. No tiene nada que envidiar al cashmere en cuanto a suavidad y belleza, y compite con ventaja ante fibras más utilizadas como la lana de oveja o el mohair. En apariencia es muy parecida al pelo humano, y tiene un aspecto denso y lustroso. Viven en manadas numerosas que pastan todo el año en la meseta de los Andes, desde Ecuador, pasando por Perú , Bolivia, Chile y Argentina, siempre en una altitud superior a los 3000 metros sobre el nivel del mar. Es tal su importancia que en el escudo de Bolivia figura desde hace muchos años la imagen de este animal

La Alpaca pertenece, con la llama, la vicuña y el guanaco, a la especie de los camélidos que provienen de Sudamérica. La alpaca es la más valorada de entre ellos por su domesticidad y gran calidad de los tejidos que se consiguen a partir de sus lanas.

Al igual que la Llama, este animal no existe en estado salvaje, es una especie doméstica creada por la interferencia del hombre. La Llama se utilizaba principalmente como animal de carga por su gran resistencia, mientras que la alpaca se utilizaba más por la calidad de su lana. Su periodo de gestación es de casi un año, y dan a luz una sola cría

De los cuatro camélidos diferentes que existen en América del sur, la llama, la vicuña, el guanaco y la alpaca, es el último el más importante y valorado por su domesticidad y las telas que se consiguen a partir de tejer sus lanas. Si bien todos estos camélidos producen lana, la lana de alpaca es la mejor con diferencia, por lo que los criadores se suelen decantar por esta especie.

No se sabe a ciencia cierta en que momento de la Historia se empezó a criar alpacas para uso doméstico, pero se cree anterior a la llegada de los Incas a las Américas. Los Incas ya las utilizaban hace 5000, entre otras cosas por su fibra, su carne y como animal de carga.

Según una antigua leyenda Inca, las alpacas fueron cedidas por los dioses a los seres humanos en el monte Ausangate de Perú, y permanecerían en la tierra a condición de que fueran tratadas con amabilidad y respeto.

Tipos de Alpaca

Existen dos tipos de alpacas.

Huacaya: Tiene una fibra esponjosa, densa y ondulada y lustrosa que crece en forma perpendicular al cuerpo de la alpaca. Las mechas son más cortas que las de la Suri, y de apariencia similar a la de la oveja. Es la más abundante de las alpacas en un porcentaje de 8 de cada 10 animales.

Suri: La alpaca Suri es más escasa en comparación con la huayaca, es menos resistente al clima de las montañas de América del Sur, ya que su pelo no las protege bien contra el frío.

Las fibra de la suri es muy valorada por su gran suavidad, densidad y lustre, muy superior al de la Huayaca. Sus fibras son más largas y crecen en largos bucles paralelos al cuerpo del animal, confiriéndole un aspecto sedoso y brillante.

La baby alpaca es la fibra que se obtiene al hilar las primeras lanas de un ejemplar y es la más valiosa y apreciada de todas.

Propiedades de la lana de alpaca

Hipoalergénica: A diferencia de la lana de oveja, la fibra de alpaca no contiene lanolina, lo que la convierte en hipoalergénica y conveniente para personas sensibles a la lana. Además la ausencia de aceites facilita que puede teñirse sin que pierda su brillo y suavidad

Ligereza. Sus fibras son ligeras y se adaptan a la temperatura de tu cuerpo, ayudándolo a combatir los cambios bruscos de temperatura.

Conserva el calor a la vez que es transpirable,

Resistencia: La fibra de alpaca es más cálida y más resistente que la lana, y no se desgasta con el uso. Al igual que la lana y otras fibras de origen animal, la alpaca también repele el agua, así que aún mojada protegerá tu cuerpo de las inclemencias del tiempo, manteniendo su temperatura. También comparte con la lana de oveja la cualidad de que es ignífuga. Es decir, casi imposible de quemar.