¿Qué es AMD Turbo Core?

Hyperthreading

KTSDESIGN/Getty

Turbo Core es una funcionalidad creada por AMD para sus micros que permite aumentar la frecuencia de funcionamiento del procesador bajo ciertas condiciones. Su funcionamiento es muy parecido al Turbo Boost de Intel.

Ambas tecnologías juegan con la velocidad del procesador y la energía consumida intentando ir lo más rápido que se pueda sin quemarse. La energía consumida es proporcional a la frecuencia a la que se ejecutan las instrucciones.

A mayor frecuencia, mayor consumo. Si el sistema de refrigeración no es capaz de disipar esa potencia la temperatura aumenta con el peligro que ello conlleva. Por lo tanto, la velocidad a la que puede funcionar un PC está limitada por una potencia máxima que es la que el sistema puede disipar y es la que se expresa en las especificaciones como TDP.

¿Qué han hecho Intel y AMD para atajar este problema?, la mejora de las tecnologías de fabricación de los micros ha permitido tanto a Intel como AMD, poder crear una mayor cantidad de transistores en la misma área. Esto significa que se pueden incluir más elementos funcionales en los micros y, al menos en un primer momento, han optado por replicar núcleos.

Un núcleo, simplificando, no es más que un pequeño procesador. Al replicarlos se busca poder realizar varias tareas al mismo tiempo. Por desgracia, el tener varios núcleos no significa que puedas usarlo todos a la vez.

Sólo se benefician ciertas aplicaciones. Además para complicar algo más la cosa, tanto las aplicaciones como los sistemas operativos, necesitan reescribir su código para sacarle partido a ese aumento de núcleos.

¿En qué consiste Turbo Core?

Intel pensó que sería una buena idea, ya que la mayoría de las aplicaciones no hacen uso de todos los núcleos, acelerar sólo aquellos que se estén usando aprovechándose de que se está consumiendo menos potencia.

Turbo Core sigue esa idea pero la implementa de manera distinta. Siempre se controla que el consumo no supere los Watios definidos en sus especificaciones como TDP.

Por ejemplo en el procesador Phenom II x6 1100T que posee seis núcleos funciona de la siguiente manera:

  • Paso 1. Sólo se activa si se usan tres o menos núcleos.
  • Paso 2. Se comprueba que no hemos alcanzado el TDP.
  • Paso 3. Se aceleran tres micros en 400 MHz pasando de 3.3 GHz a 3.7 GHz y los otros tres se quedan en 800 MHz

Como puedes comprobar las diferencias con Turbo Boost son claras. Este último es capaz de acelerar los núcleos de uno en uno y además corta la corriente y por tanto pone a 0 MHZ los que no usa.

Piledriver incorpora la tercera versión de esta tecnología. En este caso funciona de la siguiente manera:

  • Paso 1. Se activa siempre que no se supere el TDP, se aceleran todos los núcleos a una velocidad intermedia.
  • Paso 2. Si funcionan más de la mitad de núcleos nos quedamos en el estado intermedio en otro caso pasamos a la velocidad máxima.

Como vemos en este caso es más común que estos procesadores tengan esta característica activada.

¿En qué aplicaciones verás una mejora mayor usando Turbo Core?

Aquellas que no utilizan todos los núcleos, que son la mayoría.

El problema existente con Turbo Core es que para que se active a su velocidad máxima necesitas una carga de trabajo que no use más de la mitad de los núcleos.

Verás mejoras en casi cualquier aplicación excepto en aquellas que utilizan todos los núcleos. Entre las que mejoran están, la mayoría de los juegos, excepto los últimos que ya son capaces de sacar más partido a varios núcleos, las aplicaciones de oficina como Excel o Word, los navegadores, y en general casi cualquier programa.

Se puede argumentar en su contra que el equipo está funcionando siempre a plena potencia con el inconveniente que tiene en cuanto a consumo y a vida útil.

¿Es configurable AMD Turbo Core?

Ciertas BIOS de la placa base permiten desactivarlo, y además en los micros Black Edition puedes configurar el número de núcleos que se aceleran.

Que merezca o no la pena hacerlo ya es otra cosa.

Futuro acerca de AMD Turbo Core

Esta tecnología y sus hermanas han venido para quedarse. Veremos cada vez Turbos más ambiciosos en micros futuros. Debido a la mejora de las tecnologías de fabricación podrás encontrar en el mercado procesadores que incluyan cada vez mayor número de núcleos y más pequeños. Al ser de menor tamaño consumirán menos, dejando un mayor margen de maniobra para acelerarlos.

Esto hará además que las comparaciones entre procesadores se hagan más complejas ya que dependerán de factores externos como el tipo de refrigeración usada o la temperatura ambiente.

En definitiva una de esas funcionalidades que si buscas una mayor potencia, no debe de faltar en tu equipo.