Prueba casera para detectar virus papiloma humano

Chequeos ginecológicos frecuentes protegen contra el cáncer cervical. Instituto Nacional de Cancer/ Bill Branson

El virus papiloma humano (VPH) es una de las principales causas del cáncer cervical o de cabeza de útero. Detectar la presencia del virus antes de que la infección avance puede reducir el riesgo de desarrollar cáncer cervical.

Si no visitas a tu médico ginecólogo con regularidad, ¿usarías una prueba casera para detectar el VPH?

El virus papiloma humano (VPH)

El VPHes un virus muy común en hombre y mujeres.

En Estados Unidos se estima que hay cerca de 20 millones de personas afectadas.

Hay alrededor de 100 tipos de VPH, unos tipos tienen un alto riesgo de causar cáncer cervical  y otros tipos tienen un bajo riesgo, pero pueden producir verrugas genitales. El virus se transmite vía contacto sexual.

Lo más común es que la mayoría de las mujeres curan la infección por sí mismas alrededor de dos años después de la detección.

¿Qué pasa si la mujer es VPH+?

No hay medicamentos que eliminen el virus. Lo más probable es que la mujer elimine la infección de manera natural.

Por esta razón, los médicos suelen recomendar que la mujer VPH+ se haga chequeos  del cuello del útero frecuentes para supervisar si se ha eliminado el virus y si hay cambios en la apariencia de las células del cuello del útero que puedan resulta en cáncer cervical.

Cuando el cuerpo no elimina la infección con VPHnaturalmente, es posible que el virus, en particular ciertos tipos de virus VPH, promuevan el desarrollo de lesiones pre-cancerosas.

Estas lesiones pueden detectarse durante las pruebas Papanicolau, o Pap, periódicas.

Las lesiones pueden eliminarse de varias maneras:

  • Congelando las células
  • Eliminándolas quirúrgicamente

Eliminar las lesiones pre-cancerosas elimina la posibilidad de que se transformen en cancerosas.

Estas mujeres deben continuar haciéndose chequeos periódicos para determinar si aparecen nuevas lesiones pre-cancerosas.

¿Te haces la prueba Pap regularmente?

Hay mujeres que una vez al año se hacen un examen físico ginecológico que incluye tomar una muestra de las células del cuello del útero para verlas al microscopio. Esta es la prueba Papanicolau o Pap, la cual no determina la presencia del VPH sino la apariencia de las células.

Si las células han cambiado su apariencia normal por una de células pre-cancerosas, entonces el médico procederá a eliminarlas para no darles la oportunidad de que se conviertan en cancerosas.

Pero hay muchas mujeres que no se hacen chequeos ginecológicos regularmente, especialmente aquéllas de bajos recursos o sin seguro médico. Y si estas mujeres tienen el riesgo de estar infectadas con el virus, tienen también un mayor riesgo de padecer cáncer cervical.

Para ayudar a estas mujeres a detectar el VPH temprano, investigadores de la Universidad de Carolina del Norte dirigidos por la Dra. Andrea Des Marais, han probado la utilidad de una prueba casera para el virus.

La prueba VPH casera

Los investigadores enviaron por correo la prueba casera del VPH a 155 mujeres que viven en Carolina del Norte y les pidieron que la usaran para detectar el virus.

La prueba consiste en la mujer tomar muestra de las células de la vagina y del borde del cuello del útero usando un cepillo especial, colocar el cepillo en un líquido preservativo, y enviarlo por correo en un sobre a los investigadores.

(los investigadores proveyeron todos los materiales y el sobre pre-pagado para enviarlos).

Los resultados

  • 97%  de las mujeres dijeron que se sintieron bien o neutrales usando la prueba casera.
  • 12% de las mujeres estaban infectadas con los tipos de VPH de alto riesgo (los que pueden causar cáncer).
  • Las mujeres también recibieron un examen médico y se determinó que la prueba casera no había fallado en identificar los casos con infección.
  • Las mujeres que presentaron lesiones pre-cancerosas que podrían transformarse en cancerosas fueron tratadas para eliminar las lesiones.

Esta prueba casera aún no está disponible para el público. La Dra. Marais dice que la prueba no sustituiría los chequeos en el consultorio médico. La idea es identificar a las mujeres que no van al médico, proveer la prueba casera para identificar la infección con VPH, y atraer así a estas mueres a la clínica para que reduzcan el riesgo de padecer cáncer cervical.

Más información:

Rachel Rettner, Live Science, NBC News Health, “Prueba casera para el VPH ayuda a detector cancer cervical temprano,” (en inglés), (visitado enero 25, 2015).