Preguntas de entrevista sobre salario

Consejos para una entrevista de empleo

Las preguntas sobre salario en una entrevista de trabajoson unas de las más complicadas de responder, por el miedo que muchos sentimos a la hora de negociar. Si revelas lo que ganas actualmente, a lo mejor ya no te vayan a pagar más; si les dices la cantidad que buscas, a lo mejor se asustan y ya no te contratan.

Intenta prepararte lo más posible antes de comenzar a negociar sobre tu futuro salario y compensación en general.

El entrevistador quiere tener una idea sobre tus expectativas y por ello desea conocer tus requisitos salariales, y de esa forma no perder el tiempo si las posiciones están demasiado lejos. Es decir, si "necesitas" un empleo que pague $98,000 y el empleador solo dispone en su presupuesto de $36,000, esa información les podría ahorra tiempo a las dos partes. Cuando se trata de distancias salvables, siempre se puede negociar, pero cuando las distancias son muy grandes, lo mejor es aclarar las expectativas desde un principio.

No exageres sobre tus salarios previos; sé específico en tus respuestas.  Con una sola llamada, el entrevistador puede descubrir esa información.

No seas tú el que saque primero el tema salarial. Espera a recibir una oferta o a que salga el tema en la conversación. En caso de que te pregunten durante la entrevista, intenta enfocarte en el paquete global de beneficios ya que el salario sólo representa un componente individual.

Si te preguntan específicamente sobre tus requisitos salariales, puedes ofrecer un rango salarial con un mínimo y un máximo. O incluso puedes responder diciendo que necesitas tiempo para pensarlo. Eso evitará que tomes una decisión apresurada.

Si no te convence la oferta, puedes rechazarla. En algunos casos, las empresas insistirán en contratarte y puede que resulte incluso en una oferta más beneficiosa para ti.

Ejemplos de respuestas sobre tus expectativas salariales:

  • Entiendo que posiciones similares en nuestra industria, y en esta región específicamente, pagan entre $X e $Y. Considerando mi experiencia con más de X años, considero que sería justo tener un salario entre $Y y $Z.
  • Creo que se me debería pagar de acuerdo con mi experiencia.
  • Después de haber hecho una investigación sobre salarios de posiciones similares a esta, creo que una oferta entre $X e $Y para comenzar sería aceptable.
  • Mis requerimientos salariales son flexibles aunque se tendría que considerar la experiencia que tengo en nuestra industria y el valor que aportaría a esta empresa.

¿Cómo evaluar una oferta? Considera los siguientes factores:

Dinero.- Aunque el dinero no debería ser el único factor analizado, definitivamente resulta el más importante para muchos candidatos. A menos de que tu situación actual fuera insostenible, no te rebajes y aceptes un salario que no se corresponda con tus conocimientos y experiencia. Ese hecho se puede traducir en tu falta de autoestima y desconocimiento del salario medio para esa posición. Aparte, no aceptes una oferta muy baja ya que probablemente provocará tu descontento cada día que vayas a trabajar.

En cualquier caso, revisa esta páginapara comprobar promedios salariales por industria y región. Recuerda que los salarios varían mucho dependiendo de la zona geográfica donde te encuentres.

Beneficios.- Aunque el salario no sea del todo lo que esperabas, muchas veces el paquete de beneficios hará que la oferta global valga la pena. En otros casos, un salario alto sin casi beneficios puede resultar en una decisión equivocada. Pide información detallada sobre cuantos días de vacaciones pagadas tienes, los seguros médicos, el plan de jubilación, días de baja por enfermedad, y otros. Recibe toda la documentación por escrito y tómate tu tiempo para estudiar cada componente.

Horarios y viajes.- Antes de aceptar la oferta de trabajo, clarifica los horarios que debes trabajar. Muchos trabajos esperan que estés disponibles algunas noches y fines de semana.

Pregunta también si resulta necesario viajar para cumplir el trabajo. ¿Qué porcentaje de tiempo tienes que viajar? Por último, considera la distancia al trabajo y la cantidad de tiempo necesaria hasta la oficina.

Flexibilidad y cultura corporativa.- Aborda el tema de la flexibilidad en el trabajo. Existen muchos trabajos que permiten trabajar desde casa varias horas a la semana. Si tienes hijos, necesitarás flexibilidad en caso de que haya alguna emergencia. Todo estos temas deben discutirse antes de aceptar la oferta. También considera los valores corporativos dentro de la empresa. Si no existe una conexión entre tus valores y los de la empresa, sufrirás cada día que tengas que ir al trabajo. Si resulta posible, habla con otros trabajadores para preguntar sobre el ambiente de trabajo antes de dar un sí.

Circunstancias personales.- Cualquiera que sea la oferta, la decisión final será tuya. Pide consejos a familiares y amigos acerca de la oferta de trabajo aunque recuerda que las circunstancias personales de cada uno varían. Hay personas que adoran un trabajo que requiera 80% de viajes y un salario menor, mientras que otros preferirían un salario alto sin muchos beneficios adicionales. Coge una hoja de papel (o la computadora) y anota cada uno de los componentes o factores. Considera la importancia de cada uno y toma la mejor decisión que puedas. Suerte.

Foto @ Jason Reed