Plantas resistentes para climas cálidos

Alternativas para jardines en zonas de calor, sol y sequía

Flor de la verbena (existen cientos de variedades). Foto: Costa Farms, FL

El éxito de un jardín lo determinan muchos factores, desde las plantas que escogemos y el terreno donde se siembran, hasta los cuidados que les demos. Sin embargo nada altera de forma más  drástica el destino de un jardín que las condiciones en una zona climática.

De nada sirve llenar el jardín con hermosas plantas y sobre en el terreno perfecto, si estas no pueden sobrevivir las condiciones de clima al que se les somete.

Esto es aún más precario cuando se trata de lugares donde se desarrollan temperaturas extremas, como puede ser el verano en algunas zonas. 

Crea un jardín resistente 

Cuando digo jardín resistente me refiero a un jardín hecho con plantas que aguantan sol, calor y sequía. Las plantas en este tipo de jardín suelen ser muy autosuficientes. Muchas de ellas almacenan agua y nutrientes en las hojas, las raíces o el tronco y hasta pueden sobrevivir en terrenos pobres, arenosos y hasta salinos.

1. Cactus

Siendo una planta desértica ya se sabe de antemano que aguanta sequía, sol y sereno. No obstante hay que echarle un sorbito de agua de vez en cuando. Inclusive fertilizantes al menos una vez al año.

La variedad entre especies de cactus es enorme, muchos de ellos hasta florecen. Lo ideal es mantenerlos en lugares con buen sol y en terrenos arenosos que no acumulen agua. Si tienes duda del tipo de terreno que le puedes proveer, puedes procurar sustrato para cactus en tu centro para jardín más cercano.

2. Suculentas

Estas plantas son primas lejanas de los cactus. Sus hojas andan siempre engrosadas ya que almacenan agua y alimentos en sus hojas y tronco. Igual que los cactus, sus raíces no suelen ser muy profundas. Así que un terreno con buen drenaje y un lugar bien soleado serán suficientes para mantenerlas saludables.

 

3. Rosa del desierto

Aunque no es una rosa, se le llama así por el color y belleza de sus flores. Esta hermosa planta también almacena agua y alimentos en el tronco. Por esto resiste muy bien las sequías. También se puede mantener en un tiesto. Mientras reciba buen sol y calor esta planta florecerá todo el año.

4. Uvas playeras

Si vives cerca de la costa o la playa y nada crece en tu jardín, trata las uvas de playa o icacos. Esta planta resiste los terrenos salinos, arenosos y bien secos. También sirve de rompe viento y bloquea los levantamientos de arena. Además, cuando florece y da fruto, se convierte en un colorido espectáculo de la madre naturaleza.

5. Palmera de coco

Las palmeras de coco son los titanes del mundo vegetal. Estas aguantan hasta las fuertes ráfagas de los huracanes. También dan uno de los frutos más nutritivos del planeta. Su agua es rica en nutrientes y se dice ayuda a limpiar los riñones....y su pulpa, nada más sabroso para crear golosinas de todo tipo.

6. Lavanda

Sus flores de color púrpura o azul transforman un patio árido en un espacio de fantasía. Aunque parecen delicadas, estas plantas son bien resistentes. Es muy fácil propagarlas y no te darán muchos quehaceres.

Nada mejor que la fragancia de la lavanda para calmar los nervios. 

7. Hierba de las mariposas 

Si quieres atraer mariposas a tu patio, esta planta es de las que mejor hace su trabajo. Una vez se establece no hay que darle muchos cuidados, excepto podarla.  En terrenos arenosos se expande sin problema alguno. En zonas al norte florece durante todo el verano, pero en zonas más cálidas puede florecer todo el año.

8. Verbena 

Sus bellas flores crecen en pequeños ramitos. Esta planta vive mejor en terrenos arenosos, secos y bien soleados. También atrae mariposas al jardín y todo tipo de polinizadores. Esta planta puede prosperar en lugares secos donde muchas otras plantas fracasan.

A la hora de crear tu jardín, cualquiera de las plantas que he mencionado puede servirte de aliado si vives en una zona cálida, soleada o seca.

Cada zona de clima promueve sus plantas particulares. Lo único que tienes que hacer es informarte y seguir las recomendaciones para la vegetación en tu zona.