Oración para manifestar a tu ángel guardián

Ángel de la Guarda del Maestro de Calamarca
Anónimo (Maestro de Calamarca), Siglo XVII, óleo sobre tela 164 x 112 cm, Iglesia de Calamarca, La Paz. © Dominio público

Hay muchísimas personas que desean conocer a su ángel guardián pero no saben cómo comunicarse con él. Aunque hay muchas maneras de lograrlo, la oración es siempre el mejor recurso. Las siguientes historias y la oración que las acompaña ilustran cómo dos jóvenes lograron su deseo de que su ángel guardián se manifestara. 

La autora Gwendolyn Sheys quedó impresionada después de escuchar una historia acerca de una joven que pidió sentir la presencia de su ángel.

 

La joven, cuenta Gwendolyn, pidió a Dios que su ángel guardián se manifestara. Luego siguió con su día.

Durante el transcurso del día, la joven notó que sus amigos no se le acercaban cuando la veían. Esto ocurrió varias veces y al final ella le preguntó a uno de sus amigos por qué no se le había acercado. Su amigo le dijo que no quería interrumpir su "cita amorosa" con el joven que la había acompañado todo el día. 

Todos los otros amigos confirmaron haber visto lo mismo, y la joven concluyó que había sido la manifestación de su ángel que había pedido. 

Inspirada por esta historia, Gwendolyn quiso también conocer su ángel, y lo hizo por medio de una oración que ella misma creó. Decidió pedir a Dios que su ángel se manifestara con esta oración:

"Padre, te pido con humildad que hagas que mi ángel guardián se manifieste. Yo sé que siempre envías a alguien para que me cuide y proteja todos los días. Quiero agradecerle a este ser su cuidado constante. Tú que has hecho que se le manifestara su ángel a esa joven, si es Tu voluntad, por favor permíteme ver a mi ángel. Te pido esto en nombre de Jesucristo Nuestro Señor. Amén."

Gwendolyn pasó el día en espera de su ángel, pero ya estaba a punto de darse por vencida cuando una compañera de trabajo puso algo en su escritorio. Era una estatua de un ángel que le traía de regalo.

Cuando Gwendolyn le preguntó a su compañera qué la hizo llevarle ese regalo, ella le dijo que había ido a comprar un rosario a una tienda de artículos religiosos, y cuando vio la estatua del ángel pensó de inmediato en Gwendolyn.

Aunque su compañera le atribuyó su acción a la casualidad, para Gwendolyn fue una respuesta a su petición. 

Aunque su ángel no apareció como una visión o un chico guapo, el hecho de que su compañera le llevara un regalo tan inusual y pensara en ella cuando vio el ángel le indicó a Gwendolyn que su oración había sido escuchada.

Los ángeles se manifiestan de muchas maneras y no todas son visuales. 

Si tú también deseas que tu ángel se manifieste, adapta esta oración y hazla con toda tu fe. Luego pon atención a lo que ocurre. ¡Es posible que estés a punto de conocer a tu ángel guardián!

Descubre otras maneras de comunicarte con tu ángel guardián: