Ocho consejos para identificar un torrent falso

01
de 09

Sobre torrents falsos

Falso
No todo es lo que parece. Lauren Bates / Getty Images

Si has sido un usuario de programas P2P con torrent durante un tiempo, sabes ya de sobra que puedes encontrar de todo: desde un torrent de película recién estrenada hasta un torrent falso o que el contenido no tiene nada que ver con lo que se suponía estabas descargando.

Las motivaciones de las personas que publican torrents falsos varían. Existen los que lo hacen por phishing, los que buscan instalar un troyano en tu computadora, hasta los que buscan instalar ransomware.

A continuación encontrarás ocho consejos que te pueden ayudar a identificar un torrent falso si buscas específicamente películas o música (los criterios son diferentes para otro tipo de contenido). 

02
de 09

1. Confirma la existencia del torrent y la fecha de estreno de la película

Fechas
artpartner-images / Getty Images

Si se trata de un torrent de película nueva, toma un momento para verificar lo siguiente:

  1. Verifica la fecha de estreno de la película. Puedes hacerlo en páginas especializadas, por ejemplo, para películas puedes consultar IMDB.
  2. Verifica que realmente exista un torrent para esa película en específico. Puedes hacerlo consultando la página VCDQ.com (página en inglés), que se especializa en listar material que se ha publicado como torrent.

Si la fecha de estreno (release date) es anterior a la anunciada en IMBD y/o no pudiste encontrar un torrent en VCDQ.com, entonces ese torrent no es confiable.

03
de 09

2. Evita descargar archivos con extensión .WMA y .WMV

WMA
CagriOner / Getty Images

La mayoría de los archivos de películas que son verdaderos están en formato Avi (Audio Video Interleave) o MKV (Matroska). En el otro lado de la moneda, la gran mayoría de Wma (Windows Media Audio) y Wmv (Windows Media Video) son falsos. Por supuesto hay excepciones, pero el problema es que los archivos wma y wmv tienen la capacidad de hacer llamadas externas para potencialmente descargar malware

04
de 09

3. Revisa si se trata de un torrent “verificado”

Verificado
JuSun / Getty Images

Algunas páginas que proveen información de torrents, tienen un grupo de usuarios que se encargan de confirmar la autenticidad de los mismos. Si llegas a encontrar un torrent “verificado” (verified), significa que su autenticidad ha sido confirmada por dicho grupo de usuarios y se trata de un torrent confiable.  

05
de 09

4. Lee los comentarios

Comentarios
gobyg / Getty Images

Si la página que provee los torrents tiene una sección de comentarios para cada uno, vale la pena que los leas buscando indicadores de riesgo. Usualmente un torrent sin comentarios debe ser tratado con cautela.  

06
de 09

5. Observa la relación entre el número de comentarios y el número de seeds

Proporción
WLADIMIR BULGAR / Getty Images

Las personas que ofrecen torrents falsos usan un programa que ayuda a inflar el número de seeds (puedes leer más sobre seeding en este artículo de torrent) y así aparentar que es un archivo ampliamente difundido. Si encuentras un torrent con más de diez mil seeds y cero comentarios, tienes una gran probabilidad de que se trate de un torrent falso.  

07
de 09

6. Ten cuidado con contraseñas, instrucciones especiales y archivos .exe

EXE
CagriOner / Getty Images

Si un torrent que se supone es de películas o música indica que necesitas un password, que debes seguir instrucciones especiales, desempacar un rar, trae un readme first o instrucciones de descarga, entonces existe una posibilidad alta de que se trate de un torrent falso.

Si el archivo a descargar es un ejecutable de Windows (extensión .exe), evita la descarga sin pensarlo dos veces, ya que no hay una justificación razonable por la que la película o archivo de audio estén dentro de un archivo .exe. Casi seguramente se trata de un malware

08
de 09

7. No confíes en los archivos con extensiones .RAR, .TAR o .ACE

RAR
artvea / Getty Images

Estas extensiones son ampliamente usadas para comprimir archivos de gran tamaño en uno de menor tamaño, optimizando espacio. Específicamente para películas y música, el uso de un compresor es una práctica poco común porque no se gana mucho espacio comprimiendo este tipo de archivos, especialmente películas.

Ciertamente es una práctica común que álbumes completos se compriman en un archivo .RAR, por ejemplo. Para investigar más, puedes seguir el criterio de a continuación:

  • Si no se tiene una lista del contenido del archivo .rar, .tar o .ace, no lo descargues.
  • Si la lista del contenido incluye un archivo .exe, no lo descargues.
  • Si la lista del contenido incluye archivos con las palabras “password” o “instrucciones”, no lo descargues. 

09
de 09

8. Evita usar estos programas

Prohibido
chokkicx / Getty Images

Estos programas tienen una mala fama, que se han ganado por la cantidad de malware que se distribuye a través de ellos:

  • BitLord
  • BitThief
  • Get-Torrent
  • TorrentQ
  • Torrent101
  • Bitroll