Obras de arte egipcio

Tres obras de arte egipcio destacadas por su popularidad y relevancia artística, histórica y cultural, junto a otros ejemplos igualmente representativos de arquitectura, escultura y artes plásticas creadas en el Antiguo Egipto.

01
de 03

Máscara de Tutankamón

Máscara funeraria de Tutankamón
Máscara funeraria de Tutankamón. Hannes Magerstaedt/Getty Images

La máscara funeraria de Tutankamón (Museo Egipcio de El Cairo) es una de las obras más reconocibles de las artes aplicadas egipcias. Fue descubierta en la tumba de Tutankamón (dinastía XVIII), en el Valle de los Reyes, cubriendo el rostro de la momia.

Se trata de una pieza de orfebrería de exquisito diseño y calidad técnica que representa el rostro idealizado del faraón. Mide 54 centímetros de alto y su peso asciende a 11 kilogramos. Fue realizada en oro con incrustaciones de piedras preciosas de distintos colores y pasta vítrea policromada.

02
de 03

Busto de Nefertiti

Busto de Nefertiti
Busto de Nefertiti. Philip Pikart - Propio trabajo, CC BY-SA 3.0, Wikimedia Commons

El busto de la reina Nefertiti es una obra característica de la escuela de Amarna y la reforma religiosa monoteista de su esposo Akenatón (dinastia XVIII): Un retrato de expresión solemne a la par que melancólica y caracterización realista.

El busto fue realizado en piedra caliza y yeso policromado, mide 47 centímetros de alto y pesa 20 kilogramos. Es la pieza más famosa de entre las encontradas en el año 1912 en el taller del escultor real Tutmés en Tell el-Amarna durante una excavación arqueológica con dirección y financiación alemana. 

La obra se exhibe permanentemente en el Neues Museum en Berlín y es una de las piezas cuya devolución continúa reclamando el Consejo Supremo de Antigüedades de Egipto al considerar que la escultura salió del país ilegalmente. Alemania por su parte defiende la legalidad de la adquisición del busto y alega que su traslado podría, además, poner en peligro su integridad.

Otros ejemplos de escultura egipcia:

  • Escriba del Louvre
  • Alcalde del pueblo (El Cairo)
  • Estatua sedente de Kefrén (Museo egipcio de El Cairo)
  • Estatuas sedentes de Rahotep y Nefret
  • Estela del rey Namer (El Cairo)
  • Estela del rey Serpiente (Louvre)
03
de 03

La gran pirámide de Keops

Gran piramide de Guiza (Keops)
 Loop Images/Anna Stowe/Getty Images

La gran pirámide de Keops, Gizeh o Guiza es la única de las siete maravillas del mundo antiguo que se conserva en la actualidad aunque sin su revestimiento original de piedra caliza. Fue construida durante la IV dinastia del Antiguo Egipto a lo largo de unos 10 años por 3000 personas en rotación.

Es la obra maestra de la arquitectura egipcia, seguida en importancia por las pirámides de Kefrén y Mikerinos que forman también, junto con la monumental esfinge, parte del conjunto de la necrópolis de Guiza próxima a El Cairo.

Con una altura de mas de 145 metros fue el edificio de piedra más alto del mundo hasta el siglo XIX. Cada uno de sus cuatro lados mide 230 metros de longitud y en total se usaron alrededor de 2.300.000 bloques de piedra de varias toneladas cada uno. Pese a que existen varias hipótesis, aún no se sabe con certeza como con los medios y conocimientos de la época se pudo erigir una obra de esta magnitud.

Otros ejemplos de arquitectura egipcia:

  • Piramide escalonada del faraón Zoser (III dinastía, Saqqarah)
  • Templos de Karnak, Luxor, Filae y Edfú (Imperio Nuevo)
  • Templo funerario (speo) de Ramsés II (dinastía XIX, Abu Simbel)