Latinos en la universidad

Campus del Community College de Klamath, en Oregón.
Roberto J. Galindo

Un informe que ha publicado el Pew Research Center sobre lo que beneficiaría a los latinos el proyecto del presidente Barack Obama para que los Community Colleges sean gratuitos desvela los datos sobre el acceso a la enseñanza superior de los latinos en Estados Unidos y cómo está creciendo su número.

El primer dato importante es que más hispanos que nunca en la historia de Estados Unidos acceden a la educación superior.

De ellos, el 46% realiza esos estudios en los Community Colleges. Y esa es la proporción más alta de alumnos de estos centros de cualquiera de las etnias que conviven en Estados Unidos.

Tanto es así que en el año 2013, el 22% de todos los estudiantes matriculados en Community Colleges de dos años eran latinos. Lo interesante de este dato es que es trata de una tendencia, es decir que en los últimos años, el número de chicos y chicas latinos que estudian en estos centros de enseñanza superior ha ido aumentando. Exactamente un 14% desde 2000.

El que más chicos y chicas latinos cursen estudios superiores es beneficioso para ellos, para sus familias y para toda nuestra comunidad. Que los miembros de nuestro grupo étnico estén profesional y académicamente mejor preparados les ayudará a obtener mejores trabajos, a ganar mayores salarios y a la vez eso creará nuevas oportunidades para otros latinos.

Así que esta tendencia es muy ventajosa no solo para ellos sino para todos los hispanos de Estados Unidos.

La razón por la que son precisamente los Community Colleges de dos años los que albergan más estudiantes latinos nos da, a la vez más claves de cómo los hispanos nos enfrentamos a la educación de los hijos.

La primera razón que el informe del Pew Research Center observa para que esto sea así es que estos colegios comunitarios generalmente son más baratos que las universidades que ofrecen carreras de cuatro años. Es decir, que esa primera razón es económica. Las familias hispanas tienen muy clara la importancia de enviar a los hijos a realizar estudios superiores pero en muchos casos su economía no les permitiría soportar los costes de esos estudios por cuatro años ni las altas tasas académicas que tienen las universidades que no son Community Colleges.

La segunda razón que han observado los investigadores para esta alta presencia de hispanos en los Community Colleges es que estos tienen matrícula abierta, es decir no exigen unas altas calificaciones previas para aceptar a los estudiantes como sí ocurre en la mayoría de las universidades. Y es un hecho que los hispanos tienen, de media, peores calificaciones en la Escuela Secundaria. Por ejemplo, la puntuación media de los SAT en matemáticas de los latinos es de 461 sobre 800 cuando la de los blancos es de 534.

Por último, la tercera de las razones es geográfica. Dos de los estados que cuentan con mayor número de Community Colleges son California y Tejas, precisamente los estados con mayor concentración de población latina de Estados Unidos.

La educación es un asunto que cobra importancia día a día en las familias hispanas. Y muchas de ellas están haciendo importantes esfuerzos económicos para que sus hijos puedan estudiar. Es importante que estas familias accedan a información suficiente sobre becas, ayudas y préstamos y recursos de las universidades como lo es que empiecen a prepararse para la universidad de los hijos cuando estos son aún niños.