La depresión

Medicamentos para depresión: ¿la mejor alternativa?

Cómo tratar la depresión usando acupuntura
Depresión y miedo: síntomas de un riñón enfermo. Foto © [Tetra Images - Jamie Grill / Getty Images]

Se calcula que uno de cada cuatro estadounidenses sufren de desórdenes mentales que pueden ser claramente diagnosticados en una clínica. Por diversas razones, estos padecimientos se agudizan en los meses de frío, hacia final de año.

Un estudio del Archivo de Psiquiatría General calcula que la depresión será la segunda enfermedad más opresiva en el mundo hacia el 2020, y Estados Unidos y Gran Bretaña serán los países que más la padezcan.

Para el 2005, se calculaba que 7 por ciento de las personas adultas padecían depresión, y 18 por ciento padecían desórdenes de ansiedad. Ambas enfermedades aumentan el riesgo de alcoholismo, enfermedades cardiovasculares, diabetes, asma, obesidad y de ser fumador activo.

Tratamientos naturales para dejar de fumar

Por qué preferir un tratamiento natural para la depresión

Prozac y Paxil son los tratamientos más comunes para tratar la ansiedad y la depresión, respectivamente. Sin embargo existen razones para dudar de su eficacia. Según un estudio del Diario de Medicina de Nueva Inglaterra, casi una tercera parte de los estudios en antidepresivos han sido, intencionalmente, retirados de prensa, y los estudios publicados muchas veces tienen conclusiones que no coinciden con sus estadísticas negativas.

El Diario de la Asociación Médica Americana señala que, mientras los antidepresivos señalan no ser mejores que el placebo en casos de depresión ligera o moderada, 160 millones de prescripciones para estos casos se recetan anualmente.

Los medicamentos ansiolíticos, si bien tienen mejores resultados en tratar la ansiedad que los antidepresivos en tratar la depresión, han demostrado aumentar la mortandad hasta en 320 por ciento.

Cuándo el tratamiento alópata debe ser preferido

  • Si la persona con depresión o ansiedad presenta amenaza de lastimar a alguien o a sí misma, el tratamiento con medicamento es prioritario. La medicina natural puede utilizarse como medicina complementaria.
  • El mismo caso si el paciente no puede cuidar de sí mismo, o si no tiene quién vea por él; el tratamiento farmacológico debe ser prioritario.
  • Si ya se está siguiendo un tratamiento con medicamentos, no se debe sustituir con medicina natural, sino que ésta se debe incorporar, y el medicamento reducirse cuando se note mejoría.
  • En caso de embarazo o lactancia muchas veces el medicamento no es recomendable y la medicina natural es preferida, pero el análisis debe realizarse individualmente: paciente por paciente.

El tratamiento natural debe preferirse al medicamento sólo si el trastorno es moderado y el enfermo así lo desea, y debe monitorearse el desarrollo de la depresión o ansiedad, para poder incorporar el tratamiento médico si se vuelve necesario.

Factores subyacentes de un trastorno psicológico

La depresión no es el resultado de un desbalance químico que se compense con los ingredientes de un antidepresivo. En general, los factores que desatan un desorden emocional están basados en situaciones externas que podemos controlar a voluntad. Entre las más importantes se encuentran:

Aprende a eliminar toxinas con alimentos

Tratamientos naturales para desintoxicar el hígado

Los alimentos más contaminados

Métodos naturales para combatir el insomnio

  • Toxinas
  • Problemas hormonales
  • Falta de sueño
  • Ejercicio insuficiente
  • Estrés
  • Mala alimentación

El estrés y la mala alimentación (que cause trastornos digestivos o falta de nutrientes) son los factores que más contribuyen a la epidemia de los trastornos emocionales, además de otros malestares crónicos. Son, paradójicamente, los que mejor podemos controlar.

Si bien no tenemos el control absoluto sobre nuestra salud, al menos dos terceras partes de ésta depende de hábitos como cuidar nuestra alimentación, dejar de fumar, hacer ejercicio, reducir el estrés y alejarse de ambientes contaminados.

La depresión y los alimentos

El aparato digestivo está más involucrado en las emociones de lo que la medicina occidental ha sabido entender. Terapias como shiatsu o el Chi Nei Tsang son capaces de explorar el estado emocional de una persona (actual y crónico) al palpar tensiones en el intestino grueso.

Existe una relación directa entre alergias a alimentos, incluyendo la enfermedad celíaca, y la depresión. Igualmente, muchos trastornos emocionales pueden tratarse al resolver deficiencia en algunos nutrientes, entre los que destacan:

  • Omega 3
  • Minerales como magnesio, zinc y cromo
  • Carnitina
  • Vitamina D
  • Hierro
  • Aminoácidos
  • Vitamina B