Flores del ayer, hoy y mañana

Una planta con flores que cambian de color durante el día

A esta hermosa planta se le conoce en muchos países como Ayer, Hoy y Mañana. También como la planta de la inmortalidad. Estos nombres corresponden a la forma en que sus flores van cambiando de color según maduran. En un espacio de 3 días las flores se transforman mostrando 3 diferentes colores. 

Las flores cuando abren son de un color violeta intenso, luego se transforman a un color lila y se vuelven blancas poco antes de morir. Pero como estos cambios son constantes durante toda su floración, da la impresión de que sus flores siempre son las mismas y que nunca mueren. 

01
de 07

Brunfelsia pauciflora

Ayer, hoy y mañana
Ayer, hoy y mañana. Getty Images

La Brunfelsia pauciflora  es un planta arbustiva nativa de las regiones subtropicales de Sur América, en especial de Brasil. Debido a la belleza de sus flores y lo fácil que es cultivarla, hoy en día es común verla en muchas otras partes del mundo.  Esta es una planta muy fácil de manipular y podar, ya sea para crear topiarios o para utilizar como setos divisorios. 

02
de 07

Clima ideal

Ayer, hoy y mañana
Ayer, hoy y mañana. Getty Images

La planta de la inmortalidad es una especie tropical, por lo que no resiste las heladas o los climas demasiado fríos. Esta puede vivir bien en lugares bien soleados pero prefiere los espacios con alguna horas de sombra, sol parcial o luz filtrada.  Lo ideal es plantarlas en lugares con buena humedad en el medioambiente como suelen ser las zonas más tropicales. 

03
de 07

Terreno

Tipo de terreno
Tipo de terreno. Getty Images

El terreno ideal para esta planta debe ser algo ácido y contener bastante materia orgánica en su composición. También es conveniente que este mantenga buena actividad biológica. Si tienes dudas sobre el terreno que vas a ofrecerle, enmiéndalo con composta orgánica madura y tierra fresca antes de plantar. 

04
de 07

Riegos e hidratación

Flores tropicales
Flores tropicales. Getty Images

A la Brunfelsia pauciflora le gusta la humedad tanto en el terreno como el medioambiente. Es buena práctica darle riegos constantes, sobre todo recién plantada y en lo que establece un buen sistema de raíces. Esta planta no es amante de las sequías ni de lugares con climas muy secos, así que más riegos en estas zonas. 

05
de 07

Fertilizantes

Flor que cambia de color
Flor que cambia de color. Getty Images

En cuanto a fertilizantes, lo ideal es enmendar el terreno con composta orgánica antes de plantar. Luego seguir regando la superficie del terreno con más composta madura cada dos o tres meses.  También puedes utilizar algún fertilizante líquido con una solución balanceada 10-10-10 dos veces al año.  

06
de 07

Luz ideal

Luz indirecta
Luz indirecta. Getty Images

Como antes mencioné estas plantas son tropicales, por ende son amantes de la buena luz. Sin embargo se desarrollan mejor en zonas con algo de sombra o luz fuerte pero filtrada. Lugares con demasiado sol y sequía no les favorecen. A la hora de plantar, búscales un lugar en donde reciban el sol de la tarde o el de las mañanas en vez de proveerles sol todo el día.  

07
de 07

Plántalas en tiestos

Plantas en tiestos
Plantas en tiestos. Getty Images

Para los que viven en zonas con inviernos muy fríos les traigo buenas noticias, ya que esta planta se puede mantener muy bien en tiestos.

Lo más importante es que el tiesto sea uno de buen tamaño y que mantenga buen drenaje. Esta planta desarrolla un sistema de raíces bastante extensivo y este necesita espacio para crecer.

Antes de plantar enmienda el terreno con composta orgánica. Riega a menudo y búscale un lugar en donde reciba sol parcial. Una vez llegue el invierno llévala a un lugar cálido o cúbrela con una tela gruesa en lo que pasan las heladas y el frío. 

Otros cuidados importantes

La Brunfelsia pauciflora puede crecer hasta 8 pies de altura y desarrollarse como un árbol, así que ojo en donde se planta. Su sistema de raíces es uno fuerte y extenso, así que se debe plantar lejos de estructuras permanentes. Sus flores son muy fragantes y sus frutos bien ornamentales. Pero ojo, estos no son comestibles y pueden ser tóxicos para el ser humano.