¿Está seguro tu bebé en la silla de auto? 5 riesgos poco conocidos

Silla de auto para bebé
95%-100% de los pequeños no viajan seguros en su silla de auto para bebé. ¿El tuyo?. Hildara Araya

De nada sirve una silla de auto para bebé mal instalada o un bebé mal asegurado, y según un estudio de la NHTSA, agencia encargada de la seguridad en carreteras en Estados Unidos, ese es el caso para 95% a 100% de los bebés que viajan en auto. 

En cuanto a instalación, los errores más comunes son el ángulo de posición de la silla, fajas flojas, sostenes torcidos, ubicación del cinturón y uso inadecuado del sistema de anclaje (LATCH).

Esos los puedes corregir con los artículos ¿Cómo instalar la silla de auto para bebé recién nacido? y ¿Instalaste la silla de auto para bebé correctamente? 

Asegurar a tu bebé correctamente se trata de tener la silla adecuada, el apoyo a su espalda, la altura de los cinturones, el ajuste correcto y posición de las hebillas, que puedes verificar en ¿Cómo asegurar a tu recién nacido en la silla de auto para bebé? y ¿Cómo escoger la mejor silla de auto para bebé? 

Sin embargo, otras faltas se dan por pura falta de conocimiento. ¿Sabías, por ejemplo, que tu silla de auto para bebé tiene fecha de caducidad? ¿O que debes reemplazar tu silla después de un accidente? Presta atención a estos cinco detalles clave que tal vez no conozcas sobre la seguridad de tu pequeño y las sillas de auto para bebé. 

¿Sabías que...? Tu silla tiene fecha de caducidad

Las sillas de auto para bebé tienen una vida útil limitada, generalmente entre cinco y siete años, dependiendo del fabricante.

Más allá del uso que le des o su condición, la fecha de vencimiento se establece porque los estándares de seguridad y la tecnología evolucionan constantemente, los materiales sufren desgaste, y porque no existen pruebas sobre la seguridad de las sillas a largo plazo.

La fecha de caducidad empieza a correr desde el momento en que la silla es fabricada, no comprada; toma en cuenta este factor cuando adquieras tu silla.

Puedes encontrar la fecha de vencimiento en las etiquetas en la parte inferior de la silla.

Si tienes una silla usada o donada, asegúrate de conocer su historial:

  • Las sillas de auto que han estado en accidentes de tránsito moderados o severos deben ser descartadas.
  • Verifica que todas las partes de la silla estén en buen estado y que no falte ninguna.
  • Haz una revisión visual detallada en busca de grietas, señales de impacto o estrés, piezas metálicas herrumbradas, fajas deshilachadas y cualquier otra señal de daño.
  • Levanta y examina los cobertores para asegurarte que no haya moho o contaminación en la tela o ranuras de la silla.
  • Asegúrate que los cierres funcionen adecuadamente, no solo que aseguren a tu bebé pero que también abran con facilidad.
  • Debes tener también el manual del fabricante para su uso correcto en instalación.
  • Verifica la fecha de fabricación de la silla. Descártala si ya pasó su fecha de caducidad.
  • Asegúrate que la silla sea la adecuada para tu pequeño según su tamaño, peso y edad.
  • Fíjate en el modelo y número de serie para investigar retiros del mercado o problemas en la seguridad del producto (detalles en la página de productos defectuosos de la NHTSA).

¿Sabías que...? La silla del bebé debe ir viendo hacia atrás hasta los dos años

Esta directriz es relativamente nueva.

A partir del 2011 la Academia Americana de Pediatría recomienda que todos los bebés menores de dos años viajen en una silla de bebé viendo hacia atrás (antes la edad sugerida era un año). Esa es la posición más segura para tu pequeño porque su cuello, cabeza y columna vertebral son especialmente vulnerables a lesiones severas durante un accidente de tránsito. Los asientos de auto para bebé en posición viendo hacia atrás ofrecen el mejor apoyo y protección a esos puntos críticos.

¿Sabías que...? Después de un accidente de tránsito debes desechar tu silla de auto para bebé?

Una colisión puede comprometer la estructura de la silla, aunque a simple vista pareciera intacta. La regla solía ser absoluta: debes cambiar la silla después de cualquier accidente. Sin embargo, los nuevos lineamientos de la NHTSA, indican recomienda que el asiento debe reemplazarse solo en caso de choque moderado o severo; los percances leves quedan exentos.

Según la NHTSA, para que un choque sea considerado leve y la silla de tu bebé se exima del remplazo, debe cumplir con estos requisitos:

  • Después del choque el vehículo estaba en condiciones aptas para ser manejado.
  • No hubo daño a las puertas traseras del vehículo.
  • Todos los pasajeros resultaron ilesos.
  • Las bolsas de aire no se abrieron.
  • No hay daño visible al asiento.

Recuerda que el accidente debe cumplir todos estos requisitos para ser considerado leve. Si tienes dudas, es mejor pecar del lado de la precaución. Además, muchas compañías de seguros cubren el costo de reemplazar el asiento del bebé en caso de accidente; esto puedes verificarlo con tu agente.

¿Sabías que...? Las multas por falta de silla de auto para bebé van hasta los $500

Si crees que comprar sillas de auto para bebé sale caro, imagínate cuan costoso sería pagar las multas por no tener la silla (y eso sin considerar el riesgo que significa para tu bebé). Cada estado es libre de establecer los requisitos y sanciones para el uso de silla de auto para bebé, pero todos tienen leyes de algún tipo. Investiga las leyes en tu comunidad en la página del Instituto de Seguros para la Seguridad en Carreteras.   

¿Sabías que...? Familias de bajos recursos pueden acceder a sillas gratis o de precio reducido

El precio de las sillas de auto para bebés puede variar, pero recuerda que el costo no define la calidad. Todas las sillas a la venta deben cumplir las mismas normas de seguridad, entonces hasta la más barata garantiza la protección de tu bebé al menos al punto establecido por la ley.

Diferentes entidades también ofrecen sillas para bebé de forma gratuita u ofrecen ayuda a las familias necesitadas. En Texas, por ejemplo, puedes acudir al Departamento de Salud del Estado para acceder a este beneficio. 

Fuentes:
Kidshealth.org. Bringing baby home. Accedida 12 de mayo del 2014.
Centers for Disease Control and Prevention. Child Passenger Safety: Fact Sheet. Accedido 12 de mayo del 2014.
National Highway Traffic Safety Administration.

 Child Restraint Re-use After Minor Crashes. Accedida 12 de mayo del 2014.