Enredos y cabello reseco tras nuevo color o mechones teñidos

Getty Images

 En varias ocasiones he escrito sobre el cuidado extra que le debemos dar al cabello cuando ha sido sometido a productos químicos para aclarar el color natural del cabello, ya sea que quieres volverte rubia o simplemente te quieras hacer unos mechones o "hightlights" para iluminar tu melena. Y sabía lo perjudicial que era el procedimiento de aclarar el cabello, pero ahora que sometí mi pelo a un procedimiento pude confirmar lo dañino que es.

Y para serles sincera hacía más de 15 años que no me aclaraba el cabello, pues por más de una década había mantenido mi cabello con tonalidades oscuras como chocolate, negro y miel. Pero la “fiebre” que hay por ser rubia o llevar mechones claros me atrapó y decidí hacerme unos mechones de color miel y rubio oscuro.

Y conseguir a un estilista que entienda bien lo que quieres en cuanto a mechones no es tarea fácil, pero al fin encontré, así que me atreví a hacerme mechones. ¡Y qué diferencia!!! Ahora me pregunto cómo pude estar tantos años con el cabello tan oscuro. Y para hacerles la historia corta, las primeras semanas estaba muy contenta con el cambio, que aunque no fue drástico si era notable. Y no solamente a mí me gustaba, sino que todo el mundo me halagaba el color de cabello. Pero como a eso de las dos semanas comencé a notar que cuando lavaba mi cabello, el pelo no se  sentía tan desenredado y suave como siempre suele sentirse tras aplicarle mi mascarilla favorita.

No solamente eso, sino que desenredar el cabello aún con acondicionador puesto comenzó a convertirse en un “dolor de cabeza”.  Y aunque lo lograra desenredar bien, varias veces tenía que para de secar el cabello con el secador de mano porque había un pequeño enredo que no dejaba al cepillo deslizarse como se supone pase por el cabello.

  Y eso era con el cabello mojado o en vías a secarlo. Pero con el cabello ya seco era otra historia, trataba de pasarme los dedos por el cabello y siempre encontraba un pequeño enredo en alguna punta, algo parecido a una arañita (como una bolita de pelo al final de un mechoncito por encima del cabello). 

Con todo y lo que sabía sobre los daños de los hightsligts sobre el cabello no me convencía de que el comportamiento raro que tenía mi cabello era a consecuencia del tratamiento de color que había recibido semanas antes. Pensaba que había demasiada humedad en el ambiente, que mi cabello ya no respondía al champú, acondicionador y mascarilla que antes eran milagrosos para él, y hasta llegué a pensar que el cabello estaba demasiado largo y tenía que cortar unas dos pulgadas de pelo… Así que tan pronto  vi  a mi estilista le pregunté a qué se debían los enredos en mi peloy me confirmó que debido a las iluminaciones que me había hecho tres meses atrás.  Ella me dijo que me fijara dónde se me enredaba el cabello y era precisamente en las áreas donde me habían aclarado el pelo.

A partir de ese día tuve que comenzar a cuidar mi pelo más que nunca.  Cuando el cabello se aclara en su totalidad o se hace por mechones automáticamente se reseca y por eso hay que estar humectándolos constantemente.

Piensa por unos segundos en unos labios resecos los cuales tienes que mantener humectados todo el tiempo para evitar que se vean resecos o se “partan” más de lo que realmente están. Igual pasa con el pelo aclarado tienes que buscar remedios y productos que lo mantengan hidratado todo el tiempo.

Lo que a mí me funcionó:

  1. En vez de peinarme el cabello dos veces al día comencé a cepillarlo tres y hasta cuatro veces al día para evitar que de enrede y se formen los indeseados nuditos al final del cabello.
  2. Antes de lavarme el cabello, me aplico un poco de aceite de coco orgánico. Prepararlo es tan sencillo como derretir dos cucharadas de aceite en el microondas y luego aplicarlo a todo el cabello, dejándolo actuar por un mínimo de 10 minutos.
  3. Solía dormir con el cabello suelto o semi recogido en una colita floja. Pero ahora me lo recojo en un moñito de bailarina (flojo) para que no se me enrede mientras duermo.

    El cabello no ha vuelto a ser 100 por ciento lo que era antes del decolorante de pelo y hacerme las iluminaciones, pero al menos los enredos son menos y el cabello aún luce brillo natural.