¿En qué consiste la descripción?

Concepto y ejemplos

La descripción es representar algo o alguien
La descripción es representar algo o alguien. GettyImages

Concepto: Describir es explicar en forma minuciosa cómo es una determinada cosa o persona. Se trata de una facultad propia del ser humano y que se realiza a diario-. Describimos personas, paisajes, situaciones, emociones o sentimientos. Se podría afirmar que la descripción es una herramienta de expresión a través del lenguaje

Definiciones varias

Representar o detallar el aspecto de alguien o algo por medio del lenguaje. 

Diccionario de la RAE

Explicar cómo es una cosa, una persona o un lugar para ofrecer una imagen o una idea completa de ellos. Diccionario Oxford

¿Para qué sirve aprender a describir?

La descripción es la consecuencia de un acto, primero, que parte de la observación de una determinada realidad. Luego, se procede a analizar lo que se ha observado, y es allí donde, cada persona realiza una descripción personal de lo que vio. 
Por tanto, es una herramienta de comunicación, y en términos didácticos, es muy importante que desde pequeños aprendamos a observar la realidad circundante, analizar, y describirla. El alumno debe conocer la mejor manera de expresar sus ideas, y el hecho de poder explicarse, con detalles, y en forma clara, es una paso fundamental.

Ejemplo de descripción de una persona

Más bien bajo que alto, de recia musculatura, el carpintero era un hombre de cuarenta años, de bronceado rostro y cabellos y barba de un negro brillante. Obrero sobrio y diligente, distinguíanlo con su afecto los jefes y camaradas. Pero lo que daba a su personalidad un marcado relieve era su inalterable buen humor. Siempre dispuesto a bromear, ninguna contrariedad lograba impresionarle y el chiste más ingenuo lo hacia desternillarse de risa.

El hallazgo. Baldomero Lillo

Representaba el de Écija algunos años más que su primo, y era de regular estatura, de talle largo, de piernas robustas, de pecho arrogante; su rostro oval era de correctas facciones ligeramente acentuadas; su tez, limpia y fresca; su boca, juvenil; sus ojos, grandes y oscuros, de dulce mirar, velados por larguísimas pestañas; su pelo, castaño, rizoso y reluciente.


La miraflores. Arturo Reyes
 

Ejemplo de descripción de un paisaje

A esa hora temprana, el confín, ofuscante de luz a mediodía, adquiría reposada nitidez. No había una nube ni un soplo de viento. Bajo la calma del cielo plateado el campo emanaba tónica frescura que traía al alma pensativa, ante la certeza de otro día de seca, melancolías de mejor compensado trabajo.

Cuentos de amor, de locura y de muerte. Horacio Quiroga

Un espléndido sol otoñal ponía sus áureas pinceladas en la riente perspectiva, en las doradas cúspides de los montes, en las floridas laderas, en las que acá y acullá blanqueaban los nevados caseríos; en los grandes macizos de verdores que festoneaban las márgenes del río, salpicados de rojas adelfas y de blanquísimos rosales.

Almas honradas. Arturo Reyes

El paraje era severo, de adusta severidad. En el término del horizonte, bajo el cielo inflamado por nubes rojas, fundidas por los últimos rayos del sol, se extendía la cadena de montañas de la sierra, como una muralla azuladoplomiza, coronada en la cumbre por ingentes pedruscos y veteada más abajo por blancas estrías de nieve. 

La sima. Pio Baroja