Diabetes y las enfermedades de la tiroides

Hipotiroidismo, hipertiroidismo y el control de la diabetes

Tiroides
La tiroides, una de las glándulas endocrinas más grandes, afecta a los pacientes con diabetes. Foto © Getty Images

La diabetes y las enfermedades de la glándula tiroidea son enfermedades endocrinas. Ambas enfermedades se caracterizan por la alteración en las hormonas. Los pacientes con diabetes están en mayor riesgo de padecer enfermedades de la glándula tiroidea.

Qué es la glándula tiroides

La glándula tiroides es una de las glándulas más grandes del cuerpo y afecta a casi todas sus células. La glándula tiroides se caracteriza por tener forma de mariposa y ser la encargada de regular procesos biológicos de crecimiento, desarrollo y metabolismo, o cómo el cuerpo usa la energía.

Esta glándula se ubica dentro del cuello y debajo de la laringe, por eso tu doctor en cada revisión palpa tu cuello para saber si está recrecida o existe alguna anomalía.

La glándula tiroides es la responsable de la producción de hormonas que regulan el metabolismo. Tres de las hormonas más importantes son:

  • La hormona T3 o triyodotironina
  • La hormona T4 o tiroxina
  • La hormona T2 o diyodotironina

Las hormonas que segrega la tiroides interactúan con todas las hormonas en el cuerpo. Entre las más importantes incluye la insulina, el cortisol y las hormonas sexuales estrógeno, progesterona y testosterona.

El hecho de que estas hormonas están unidas entre sí y en constante comunicación explica por qué cuando la tiroides no funciona como es debido ocurren otras enfermedades, como en el caso de la diabetes. 

Cómo la tiroides afecta si tienes diabetes tipo 1

Si vives con diabetes tipo 1 tu riesgo de padecer de algún trastorno de la glándula tiroides es 33% más que el resto de la población.

La Asociación Americana de la Diabetes recomienda a los pacientes con diabetes tipo 1 que examinen la actividad de la glándula tiroidea con una prueba para el hipotiroidismo inmediatamente luego de haber sido diagnosticados con diabetes tipo 1. Si los resultados son normales, esta prueba debe repetirse cada uno o dos años.

Cómo la tiroides afecta si tienes diabetes tipo 2

El 12% de los pacientes con diabetes tipo 2 también presenta un trastorno en la tiroides. El hipotiroidismo es el más común y puede ocurrir en la edad adulta.

Pruebas en sangre de las hormonas de la tiroides

Las pruebas de sangre de las hormonas de la tiroides miden la hormona estimulante de la tiroides o TSH, la T3 o triiodotironina, la hormona T4 o tiroxina y los anticuerpos antitiroideos.

La prueba de la hormona triyodotironina (triiodotironina), o prueba en sangre T3, es una de las pruebas que el doctor le ordena una vez se ha diagnosticado diabetes. Esta prueba mide la concentración en sangre de la hormona T3. Los resultados de esta prueba son muy importantes en tu diagnóstico ya que esta hormona ayuda a controlar muchas funciones corporales como el crecimiento, la temperatura corporal y el ritmo cardíaco.

La prueba de la hormona tiroxina, o prueba en sangre T4, se hace como parte de la evaluación de la función de la tiroides. Esta hormona es muy importante ya que ayuda a controlar el metabolismo y el crecimiento.

Tu cuerpo puede experimentar señales y síntomas de que existe una anomalía en la glándula tiroides. Por ejemplo, si pierdes peso sin ninguna razón, tu ritmo cardíaco es acelerado y sufres de sudoraciones, puede que tengas una tiroides excesivamente activa.

Esta enfermedad que recibe el nombre de hipertiroidismo.

Si por el contrario, aumentas de peso sin razón aparente, sufres de fatiga y frío, tu glándula tiroides es poco activa. Esta enfermedad recibe el nombre de hipotiroidismo.

Resultados de las pruebas en sangre de las hormonas de la tiroides

Los valores normales de la prueba en sangre de la hormona estimulante de la tiroides o TSH, pueden fluctuar de 0.4 a 4.0 mlU/L (miliunidades internacionales por litro). Si ya te han diagnosticado o estás en tratamiento por un trastorno de la tiroides, el nivel de la hormona estimulante estará entre 0.5 y 4.0 mlU/L.

Los valores de TSH pueden variar durante el día, por lo que se recomienda hacer esta prueba temprano en la mañana. Algunos laboratorios usan diferentes medidas, por lo que debes consultar con tu doctor el resultado del laboratorio.

Los valores normales de la prueba en sangre de la hormona T3 varían entre 100 a 200 ng/dL (nanogramos por decilitro).

Otros nombres para esta prueba son triyodotironina o radioinmunoanálisis de T3.

La T4 o tiroxina es la principal hormona tiroidea. Los valores normales de la prueba en sangre de la hormona T4 varían entre 4.5 a 11.2 mcg/dL (microgramos por decilitro).

Las píldoras anticonceptivas y otros fármacos como clofibrato, estrógenos, metadona y algunas hierbas pueden aumentar las mediciones de la prueba en sangre de la hormona T3 y T4. Por el contrario, los medicamentos antitiroideos como el propiltiouracilo y el metimazol y otros fármacos como el litio, fenitoína, propranolol, amiodarona, esteroides anabolizantes y andrógenos, pueden disminuir las mediciones de la prueba en sangre de la hormona T3 y T4. Otros medicamentos podrían alterar estas pruebas, por eso debes mantener al tanto a tu doctor de todos los medicamentos que estés tomando incluyendo vitaminas, teses y hierbas y otros suplementos naturales al momento de hacerte los laboratorios.

Señales y síntomas de hipotiroidismo e hipertiroidismo

El hipotiroidismo ocurre cuando la glándula tiroides produce muy poca hormona tiroidea. Muchos de los síntomas del hipotiroidismo son similares a otras enfermedades y trastornos hormonales. Observa tu cuerpo, las señales y síntomas con una glándula tiroides lenta generalmente experimentan:

  • Letargo, falta de energía
  • Depresión
  • Aumento de peso con facilidad
  • Dificultad para perder peso
  • Piel áspera, escamosa y seca que no responde a tratamientos hidratantes.
  • Caída de cabello
  • Sensación de frío todo el tiempo y no sudan con ejercicio leve o moderado.
  • Temperatura corporal basal baja (BBT) de menos de 97.6 grados Fahrenheit.

Cuando la glándula tiroides secreta demasiada tiroxina (T4) hace que algunas de las funciones del metabolismo se aceleren. Las señales y síntomas más comunes de hipertiroidismo son:

  • Sentirse inquieto, nervioso e irritable
  • Dificultad para conciliar el sueño en las noches y permanecer dormido.
  • Dificultad para concentrarse
  • Deposiciones frecuentes
  • Menstruación irregular
  • Ausencia de períodos menstruales
  • Pérdida de peso, o aumento de peso (en casos muy raros)
  • Palpitaciones, latidos del corazón irregulares
  • Ojos saltones o exoftalmos

Los doctores también usan el término tirotoxicosis para definir hipertiroidismo. Esta enfermedad es más común en las mujeres que en hombres. Ocho de cada 100 mujeres padece hipertiroidismo versus uno de cada 100 hombres. Esta enfermedad puede ocurrir a cualquier edad.

Cuando el hipertiroidismo no es tratado puede causar problemas cardiacos, como fibrilación auricular, miocardiopatía, angina de pecho e insuficiencia cardíaca. Algunas mujeres con hipertiroidismo pueden llegar a tener dificultad para dar a luz.

Cómo la enfermedad tiroidea afecta el control de la glucosa

La enfermedad en la glándula tiroides afecta el control de glucosa en la sangre por los efectos secundarios de los medicamentos en el cuerpo. Cuando tomas medicación para tratar el hipertiroidismo, por ejemplo, esto hace que los medicamentos para la diabetes sean eliminados del cuerpo rápidamente y esto a su vez afecta su eficacia. Los pacientes con diabetes que sufren hipertiroidismo necesitan tomar una dosis mayor de insulina.

Cuando el paciente con diabetes sufre de hipotiroidismo ocurre lo contrario, los medicamentos permanecen por más tiempo en la sangre lo que pone al paciente en riesgo de hipoglucemia o baja glucosa en la sangre.

Si descubres por exámenes de sangre que sufres de hipertiroidismo o de hipotiroidismo, debes trabajar mano a mano con tu doctor y endocrinólogo para tratar la diabetes y la enfermedad tiroidea ajustando los medicamentos que se usen en el tratamiento de ambas enfermedades.

Para tratar el hipotiroidismo tu doctor te ordenara una versión sintética de la hormona tiroide. Para tratar el hipertiroidismo el tratamiento incluye medicamentos antitiroideos, iodo radioactivo usado para destruir las células tiroideas y cirugía para eliminar la glándula tiroidea o parte de ella.

Recursos

Examen de la hormona estimulante de la tiroides (TSH). MedlinePlus. U.S. National Library of Medicine. NIH. Actualizado 10 de mayo de 2014. Accedido: 10 de marzo de 2016.

Análisis de sangre: triiodotironina. KidsHealth. Revisado: Agosto 2014. Accedido: 10 de marzo de 2016.

Examen de T3. MedlinePlus. U.S. National Library of Medicine. NIH. Actualizado 10 de mayo de 2014. Accedido: 10 de marzo de 2016.

Examen de T4. MedlinePlus. U.S. National Library of Medicine. NIH.  Actualizado 10 de mayo de 2014. Accedido: 10 de marzo de 2016.