Crear una imagen del sistema en Windows 8.1 y usarla

01
de 04

Crea una imagen del sistema en Windows 8.1

Imagen-Sistema-Windows81
Foto © Microsoft

Al crear una imagen del sistema en Windows 8.1 haces una copia exacta de TODO lo que haya en tu PC en el momento de crearla. Tanto de tus archivos, programas y configuraciones como del propio Windows. Su función es servir de copia de seguridad. Podrás restaurarlo todo a como estaba en ese momento si tu PC falla o si se rompe tu disco duro.

Cómo crear la imagen

  1. Entra en el Escritorio normal. Haz clic con el botón DERECHO en el menú Inicio de Windows y elige Panel de control.
  2. En la ventana que se abre entra en la categoría Sistema y seguridad. Luego entra a la derecha en Historial de archivos.
  3. Es posible que Windows se ponga a buscar unidades de almacenamiento. Espera a que termine. Busca abajo a la izquierda el enlace Copia de seguridad de imagen del sistema. Pincha en en él.
     
  4. Haz clic aquí para continuar.

IMPORTANTE:
Si no te aparece el enlace del paso 3, descarga Windows 8.1 Update 1. Luego vuelve a seguir los mismos pasos.

02
de 04

Elige dónde guardar la imagen

Destino-Imagen-Sistema
Foto © Microsoft

El asistente para crear una imagen del sistema de Windows 8.1 ofrece varias opciones donde guardarla:

  • En un disco duro
    Es la opción más recomendable en general. El disco duro puede ser uno interno, un disco externo USB o una partición de disco. Pincha en la lista desplegable para ver las opciones disponibles si hay más de una. Y elige la unidad de destino que prefieras.

    IMPORTANTE:
    -NO guardes la imagen del sistema en tu disco duro principal (donde están Windows y tus cosas).

    -El disco que elijas debe estar formateado como NTFS. Ve cómo formatear un disco (se hace de forma parecida en Windows 8.1).

    -La imagen no puede guardarse en un pendrive USB. Tiene que ser en un disco.

    -Al crear una imagen se borra cualquier otra anterior que pueda haber en el disco que elijas. Queda actualizada con la nueva. Es lo mejor.
 
  • En uno o más DVDs
    Elige esta opción sólo si no tienes un disco duro externo. Es más lenta y engorrosa que la anterior. Sobre todo si necesitas más de un DVD.
 
  • En una ubicación de red
    No es una opción adecuada para usuarios normales. Además sólo está disponible en Windows 8.1 Pro y Enterprise. Ve qué versión de Windows tienes.

Pulsa Siguiente tras elegir dónde guardar la imagen. Pincha en este enlace para elegir qué copiar en ella.

03
de 04

Elige qué guardar en la imagen

Unidades-Imagen-Sistema
Foto © Microsoft

El siguiente paso en la creación de la imagen del sistema da la opción de seleccionar qué guardar en ella.

  1. Verás una lista de discos, particiones, etc. entre los que elegir. Se copia por defecto la unidad que contiene a Windows 8.1 (Sistema). También particiones del disco duro asociadas a él (como la reservada para el sistema) o particiones de recuperación.

    Aparte de esas quizá haya otras unidades que sí puedes seleccionar o no. Pincha en su casilla para que se copien en la imagen. O desmarca la que sea si no quieres copiarla. Lo ideal es que las selecciones todas para hacer una imagen lo más completa posible.
  2. Pulsa Siguiente (si ves ese botón) o directamente en Iniciar la copia de seguridad.
  3. La creación de la imagen lleva más o menos tiempo dependiendo de su tamaño y la velocidad de tu PC. Puede tardar desde unos pocos minutos a varias horas.
  4. Cuando termine, entra en el disco donde has elegido copiar la imagen y chequea que se haya creado. Debe haber una carpeta con el nombre WindowsImageBackup. Ve aquí cómo usarla.

04
de 04

Usa la imagen del sistema

Recuperar-Imagen-Sistema-Windows81
Foto © Microsoft

Estos pasos sólo sirven después de haber creado una imagen del sistema. Hazlo como explico en ese enlace si no lo has hecho todavía. Después sigue estas instrucciones.

IMPORTANTE:

La imagen que elijas recuperar sustituirá TODO lo que haya en tu disco duro. Perderás los archivos y programas que hayas añadido a tu PC desde que la creaste. Intenta siempre usar una lo más reciente posible. Si puede ser, crea la imagen justo antes de utilizarla.  

  1. Conecta el disco duro u otra unidad donde hayas copiado la imagen.
  2. Entra en las opciones de arranque avanzadas de Windows.
  3. Entre esas opciones estará la de Recuperación de imagen del sistema. Pincha en ella y sigue las instrucciones del asistente para elegirla y restaurarla.