Crea un huerto de vegetales

Información básica para cosechar todo tipo de vegetales en casa

Crea tu huerto casero. Andrés Fortuño

Parece mentira, pero es cada vez más difícil encontrarlos frescos. Si no es que escasean, es que llegan desabridos y sin buen color. A veces se hace hasta difícil conseguir que maduren luego de llevarlos a casa. Así andan últimamente los vegetales en el supermercado.

Me atrevo hasta decir que han ido perdiendo aquel rico sabor a campo. Mucho se debe a que las fincas agricultoras los envían tan y tan verdes, que aún cuando los maduramos en nuestras casas, rara vez logran sabor alguno.

Y es que “se cae de la mata”. Los vegetales necesitan un periodo de maduración mientras aún cuelgan de las plantas que los producen.

La buena noticia es que hay una fácil solución a este problema; crear nuestro propio huerto casero. Les puedo asegurar que cultivar vegetales en casa es mucho más sencillo de lo que parece. Así que para comenzar, hablemos de las nociones básicas sobre cómo cultivar vegetales sin morir en el intento.

Dónde cultivar

Cualquier lugar que reciba buen sol (entre seis y ocho horas diarias) es bueno para el cultivo de vegetales. Fuera de esto, tus vegetales pueden crecer saludables lo mismo en tu balcón, en el patio o en la terraza.

Si tienes un patio muy grande, te recomiendo mantener el huerto cerca de la casa. De esta forma lo tendrás más accesible y podrás echarle un ojo una vez produzca ricos vegetales. Recuerda que igual que a ti, a muchos animalillos también les pueden gustar.

Conseguir un lugar con buen sol también es importante para evitar que se desarrollen ciertos tipos de hongo u otras enfermedades. Hay plagas que se aprovechan de los lugares sombríos y húmedos para crecer.

Por otro lado, algunos vegetales necesitan menos sol que otros. Entonces si no cuentas con un lugar bastante soleado, considera las lechugas o aquellos vegetales de hojas verdes y comestibles.

De seguro encontrarás una gran variedad que se puede amoldar al lugar que tengas disponible para plantarlos.

Cultiva en un jardín elevado o en varias macetas

Puedes cultivar tus vegetales directamente en el terreno de tu patio. Pero se te hará más fácil si utilizas un sistema donde puedas controlar mejor los elementos. Un jardín elevado es una fantástica opción. Ya que por ejemplo, podrás seleccionar el tipo de tierra o sustrato que vas a utilizar para sembrar tus nuevas plantas o semillas.

Otra ventaja del jardín elevado es que al quedar a mayor altura, se te hará más fácil trabajar en él. Otra buena opción es plantar en diferentes tiestos o macetas, ya que proveen ventajas similares. Puedes colocar pequeños rótulos indicando el tipo de vegetales que estás cultivando en cada uno de los tiestos.

Tipo de sustrato o tierra

Como antes mencioné, se puede plantar un huerto en cualquier terreno que tengas disponible. Sin embargo, plantar en la tierra que ya existe en el patio puede traer consigo algunos problemas. Por ejemplo; hierbas malas, plagas escondidas en la tierra, un sustrato falto de nutrientes o aireación, etc.

Lo ideal es darle a nuestras plantas las mejores oportunidades para su desarrollo.

Por ende, un terreno fresco, limpio y hasta esterilizado es siempre una mejor opción. La tierra ya preparada y lista para la siembra que venden los centros para jardín, es usualmente bastante económica y de seguro te evitará problemas futuros.

También es importante que el terreno esté bien fertilizado. Así que si puedes agregarle composta orgánica ya madura o humus de lombriz de tierra, tus plantas te lo agradecerán. Los vegetales necesitan buenos nutrientes para crecer fuertes y saludables.

Humedad y riegos

A casi todos los vegetales le gustan los terrenos bien drenados (nada de encharcamientos) pero algo húmedos. Este tipo de planta absorbe bastante agua y nutrientes, sobre todo a la hora de producir sus frutos. Entonces no es bueno que pasen por largos periodos de sequía y abandono.

Plantar semillas o sembrar plantas

Si es tu primer huerto, te aconsejo la siembra de plantitas ya establecidas; estas tendrán más posibilidades de desarrollo. Sembrar desde la semilla es muy divertido, pero toma más tiempo y necesitarás darle mayores atenciones en lo que germinan. Pero bueno, al final a la hora de escoger, la mejor opción siempre dependerá del tipo de vegetales que quieras cultivar.

Para que vayas a la segura con tu primer huerto, comienza con vegetales de fácil cultivo. Por ejemplo siembra tomates, pimientos verdes, pepinos, calabazas y calabacines, lechugas, ajos o zanahorias.

Mejor momento para plantar

A la hora de plantar, las instrucciones pueden variar dependiendo del tipo específico de vegetal que escojas. Igual sucede con la época ideal para hacer esta siembra. Ya que todo va a depender de la zona de clima en que vivas. Entonces asegúrate de conocer qué vegetales se dan mejor en tu zona y cuándo es mejor plantarlos.

Lo más importante en la creación de un huerto casero es la buena planificación. Es mejor echarle ganas desde el principio para asegurarte el éxito con tus vegetales. También infórmate sobre el tipo de planta que estás cultivando y sus cuidados específicos. En menos de lo que piensas estarás cosechando vegetales de tu propia hortaliza.