Consejos de belleza para cada tipo de piel

01
de 07

Piel Grasa

Tipos de piel-Piel grasa
La piel grasa es la que más brilla. JGI/Jamie Gril-Getty Images

Tu piel te habla, ¿te tomas el tiempo necesario para escucharla? O te aplicas una crema y ya está. Con su tersura, suavidad, color… o con sus granos, brillos, escamas… te está diciendo qué le sobra y qué le falta. ¿Te imaginas a un bebé que cuando pide agua le damos un pastel de mantequilla? ¿O que cuando necesita completar su dieta con verduras ricas en vitaminas sólo le damos carne y proteínas? Pues de un modo parecido se relacionan algunas mujeres con su piel. Quieren estar bellas y se compran y se aplican uno, dos, tres… productos pero ¿aciertan? No, porque son muchas las que no saben interpretar lo que ven en su cutis.

El brillo, las escamas, las rojeces… En la mayoría de los casos nadie nos enseñó por qué aparecían.  Aprendimos de una amiga, leyendo una revista allá… Por eso es importante que hoy dediques 10 minutos, no más, a aclarar tus dudas y a saber leer bien las señales que te lanza tu piel e identifiques, sin equivocarte, qué tipo de piel tienes y qué afecciones suele manifestar esa tipología. Porque la piel no es estática, puede cambiar y mutar por causas externos (sol, frío, calefacción muy alta…) o internos. Ya sabes, a tu piel le influyen los cambios en la alimentación, la falta de sueño, el estrés, un embarazo, pasar muchas horas en la oficina y no exponerla a la luz natural un mínimo… Pero, bueno, como eres una chica lista, sabrás ir encontrando la solución a cada problema, conociendo antes de qué tipo de piel partes. Empecemos.

 

Piel Grasa

Vivir en un clima cálido y húmedo, el estrés, la genética (¿tus padres tenían la piel grasa?, un desequilibrio hormonal temporal (la adolescencia)… pueden traer a tu cutis unas visitas poco deseables: granos, puntos negros, poros dilatados y taponados, brillos… Son los signos de identidad de la piel grasa, uno de los problemas más frecuentes tanto entre las menores de 20 años como en muchas mujeres de más edad en épocas de estrés (sobre todo les salen granitos en la barbilla). 

En la piel grasa la higiene es tan necesaria como respirar. Tanto al levantarse como al acostarse hay que limpiarla con un producto específico. Además no hay que mantener ideas equivocadas: una piel grasa no puede olvidarse de las cremas hidratantes porque le sobra sebo no agua. Por eso, busca geles o fluidos (no cremas) que se lo ofrezcan.

¿Solución?

Es básico que cuides la piel grasa con productos oil-free, sin aceites, y que, además, garanticen que no taponan los poros o, mejor dicho, la salida de las glándulas sebáceas. Los conocerás porque en el envase se llaman ‘no comedogénicos’. Así que aléjate de la vaselina y cualquier derivado del petróleo. Y ten cuidado con las fórmulas de los maquillajes de mala calidad  y las sombras y coloretes en crema: aún aportarán más brillo a tu cutis.  Dos líneas cosméticas que se ajustan muy bien a tus necesidades son: Estée Lauder Clear Difference (especialmente si pasas de los 25 años) o La Roche-Posay Effaclar (para cualquier edad). Comprar en Amazon Estée Lauder o La Roche-Posay.

. Piel con acné. Además, como ya sabrás, a veces la piel grasa puede transformarse en una piel con tendencia al acné. Para saber más sobre ella y sobre cómo tratarla pincha aquí.

02
de 07

Piel Mixta

Piel mixta-tipos de piel
La piel mixta es muy habitual en la adolescencia. JGI/Jamie Grill-Getty Images

La piel mixta tiene todo lo que define a la piel grasa pero delimitado a la llamada zona ‘T’ (frente, nariz y barbilla). Así, en esa zona, aparecen granos y brillos pero no en los pómulos o las sienes. Por eso la piel mixta necesita purificar y equilibrar la piel de esa parte del cutis, sin desnutrir el resto.

¿Solución?

Emplear formulas limpiadoras especialmente pensadas para pieles mixtas e hidratantes ligeras. La línea Garnier Essentials se adapta bien a estas necesidades. Comprar en Amazon.

03
de 07

Piel Seca o Muy Seca

Piel seca-tipos de piel
La piel seca es la que antes envejece. Compassionate Eye Foundation/Getty Images

Ir cumpliendo años, un embarazo (sobre todo a partir del cuarto mes), enfermedades de la piel como la hipersensibilidad o la rosacea, el tabaco… pueden hacer que el cutis se seque, incluso que se seque mucho. Aunque también puede no darse ninguno de estos cambios en el cuerpo y que la piel se esté secando más y más. ¿La razón? Hay factores externos que pueden incidir en ella: vivir en un ambiente cálido y seco, beber muy pocos líquidos de modo habitual, tener la calefacción muy alta en invierno, tomar mucho el sol en verano o viajar mucho en avión son algunas situaciones que pueden influir en este problema.

Una piel seca se nota tirante, áspera, cuarteada y sin vida. Incluso puede picar y desprender escamas si está muy seca. Sabrás que estás ante una piel de este tipo si en la zona del contorno de los ojos te aparecen arrugas a edades más tempranas que a tus amigas (son las desagradables ‘patas de gallo’). O si al ponerte una crema (como por ejemplo la crema casera antiedad de Alejandra Espinoza) la absorbe en segundos. Eso indica que necesitas agua, agua y agua y también algún agente emoliente. 

¿Solución? 

Busca cremas que contengan agentes hidratantes capaces de fijarse en la piel y fortalecer la barrera cutánea como el ácido hialurónico (sólo 1 gramo es capaz de retener hasta 1 litro de agua), la urea y ácido glicólico (en baja concentración). Y en tu caso, además, debes olvidarte de los limpiadores con detergentes agresivos y, por el contrario, no olvidarte nunca de contar con un fotoprotector que la defienda del sol (aunque realmente este último consejo es obligado para todas…). Para ayudarla, regálale un tratamiento de noche que tenga un ‘cóctel’ de activos hidratantes como el Biotherm Aquasource Night Spa. Comprar en Amazon

04
de 07

Piel Sensible

Piel sensible- tipos de piel
La piel sensible se irrita con el sol o al cambiar de detergente. Ben Pipe Photography/Getty Images

Las mujeres con este tipo de piel sufren un calvario. Padecen brotes de hinchazon, irritación, quemazón, picor… como reacción a determinados cambios internos (la lactancia, el estrés..) o externos como bacterias, alergenos o incluso el uso de un determinado cosmético. Así que, si es tu caso, siempre debes prestar atención a la formulación de los productos compras.

¿Solución?

Vigila que los cosméticos que compres no tengan alcohol ni perfume y que tengan una proporción de concentrados adecuada. Nada de agentes limpiadores agresivos (búscalos con un ph5) ni de lavarse agua muy caliente o muy fría. Por el contrario, el ácido pantoténico (también llamado vitamina B5) o su derivado   el dexpantenol le van muy bien. Por ejemplo lo puedes encontrar en la Eucerin Hyaluron Filler Night Cream Anti-age, aunque cuidado porque contiene un poco de perfume. Pide una muestra antes de comprarla y si te gusta, la puedes comprar en Amazon.

. La rosácea. Dentro de la piel sensible existe un problema que merece tratarse a parte. La rosácea es una reacción molesta de la piel, un proceso inflamatorio en la famosa zona ‘T’ y/o en las mejillas que hace que se muestren enrojecidas y con granitos. No se sabe su origen aunque sí que tiene relación con el estrés, el consumo de alcohol, los cambios de temperatura, algunos fármacos, la genética… La padecen más las mujeres de piel clara y a partir de los 35-40 años. Personalmente te recomiendo que vayas a un dermatólogo si crees que puedes tener rosacea ya que es una enfermedad de la piel y él conoce qué tratamiento y en qué proporción es recomendable para cada caso para evitar complicaciones.

. La dermatitis atópica es otra enfermedad relacionada con la piel sensible y seca para la que yo, personalmente, prefiero prescindir de los corticoides todo lo posible. Puedes saber más sobre ella y qué productos usar pinchando aquí.

05
de 07

Piel Estresada y Desvitalizada

Piel estresada- Tipos de piel
La piel estresada no tiene luz propia. Necesita recibirlo a través del maquillaje. Kathrin Ziegler/Getty Images

Teniendo una piel seca, grasa o mixta también puedes sufrir los efectos de una piel estresada. Es ‘el regalo’ que nos hace la contaminación de las ciudades, la ansiedad con la que vivimos el trabajo o los estudios, la falta de sueño… La piel se estresa cuando se tiene que enfrentar a las agresiones que le llegan pero no tiene suficientes reservas para salir victoriosa de la lucha.

¿Solución?

Si éste es tu caso y eres muy joven, además de aprender a relajarte, meditar o hacer algún deporte te recomiendo un remedio casero, suave, que le va muy bien a estas pieles. Se trata de las mascarillas caseras de miel (encontrarás varias recetas estupendas pinchando aquí). Si ya has llegado a los 30 años deberías incluir, en tu rutina de belleza, un sérum durante un mes para que la piel pueda fortalecerse y defenderse de los agentes patógenos que la acechan. Debe incluir algún ingrediente antioxidante como por ejemplo vitamina C, ya que así estarás ayudando a que no sufra el envejecimiento prematuro habitual en las pieles estresadas. The Body Shop Serum Revitalizante con Vitamina C cumple estos requisitos. Comprar en Amazon.

06
de 07

Piel con Manchas

Manchas en la piel- Tipos de piel
El sol es el principal generador de las manchas en la piel. Astronaut Images/Getty Images

No confundas las maravillosas pecas con una piel con problemas de hiperpigmentación. El embarazo (sobre todo en las morenas) y los tratamientos hormonales, el acné, exponerse al sol sin precaución… pueden hacer que tu piel genere estas manchas de melanina de las que hablamos. Y aquí el sol siempre es el enemigo a evitar por lo que debes proteger la piel con una crema con UV, tanto en verano como en invierno. 

Esas manchas son unos velos de un tono beige claro o tostado, irregulares, grandes o pequeñas y más o menos abundantes. Salen en el rostro (a algunas mujeres les surgen en el contorno de los labios si les da el sol) y también en el escote y el dorso de las manos con la edad.

¿Solución?

Requiere de productos con ácido glicólico, láctico u otros despigmentantes y mucha constancia. También la vitamina C tiene una acción aclarante. Las cremas para el rostro suelen llamarse cremas perfeccionadoras del tono como Avene D-Pigment Rich u Olay Regenerist Luminous. Comprar en Amazon Avene. Comprar en Amazon Olay.

07
de 07

Piel Normal

Piel normal-Tipos de piel
La piel normal es la ideal para toda mujer...y muy poco frecuente. Dimitri Otis/Getty Images

En este tipo de piel no nos vamos a extender ya que es tan poco frecuente como enormemente deseada. Se trata de la piel que se muestra satisfecha, bonita, con vida y sin apenas imperfecciones. Simplemente necesita productos adecuados a su edad, capaces de prevenir los efectos del paso del tiempo y una rutina fija.