Cómo saber si ha comenzado ya la pubertad de tu hija o hijo

Las señales que nos dicen que está dejando atrás la niñez

La pubertad es la época en la que comienzan los grandes cambios que permiten a una persona reproducirse sexualmente. Es el inicio de la adolescencia y la señal de que los hijos han superado su infancia y se encaminan hacia la madurez, y a ese camino que une las dos edades es a lo que llamamos adolescencia.

Y ya se sabe que la adolescencia es, por lo general, un periodo complicado. Por eso a muchos padres les asusta o por lo menos les preocupa cuando sus hijos se van acercando a esa edad.
Una forma de superar ese miedo es estar preparados para él e incluso preparar a los hijos. Y para estar preparados lo primero es saber en qué consiste la pubertad, cuánto dura y sobre todo detectar cuándo comienza.Lo más normal es que la pubertad comience entre los 8 y los 12 años en las niñas y entre los 9 y los 14 en los niños. Pero es importante saber que puede variar bastante entre unos niños y otros y que, en la mayoría de los casos, todo entra dentro de la normalidad. Solo en casos más raros puede producirse lo que se conoce como pubertad adelantada o precoz o pubertad retrasada que, a veces, necesitan de la intervención de un médico. Pero salvo esos raros casos, la mayoría de chicas y chicos pasa su pubertad, antes o después, sin ningún problema. Qué hacen las hormonas
El comienzo de la pubertad está marcado por una glándula que se llama pituitaria o hipófisis y que está situada en un espacio que hay en la base del cráneo.
Esta glandula segrega hormonas. Cuando la pituitaria comienza a segregar hormonas que viajan, aprovechando el torrente sanguíneo, hasta los ovarios, en el caso de las niñas, y hasta los testículos en el caso de los niños, y provocan la formación de otras hormonas llamadas sexuales es cuando empieza la pubertad.En ese momento, los ovarios de las niñas comienzan a producir estrógenos, una hormona sexual.
Y los estrógenos junto a las hormonas que ha producido la hipófisis preparan el cuerpo de las niñas para que se desarrolle y comience a menstruar.En el caso de los niños, lo que producen los testículos es otra hormona, llamada en este caso testosterona, que es la que provoca los cambios que indican que la pubertad ha comenzado y prepara al cuerpo del niño para que pueda llegar a producir semen lo que le permitirá reproducirse sexualmente.Y esos cambios que se producen en los cuerpos de los que hasta hace nada eran niños o niñas es lo que nos indica que ha comenzado la pubertad. Vello
Lo primero que ocurre es que tanto en las axilas como en el pubis comienza a salirles vello. Al principio son pelos suaves, finos y claros que poco a poco se irán volviendo más oscuros, fuertes y rizados.En los niños también puede advertirse que comienza a salirles pelo en la cara, al principio sobre el labio superior, en la zona del bigote y poco a poco irá extendiéndose a la zona del mentón y a los carrillos. Senos
Otro de los síntomas del inicio de la pubertad es el crecimiento de los senos. Este empieza con el desarrollo de lo que se llama botón embrionario que es una pequeña protuberancia que aparece debajo del centro de la areola. Es muy habitual que los botones embrionarios de ambos senos no se desarrollen simultáneamente, uno crece antes que el otro, aunque hay veces que ese crecimiento en ambos sí es simultáneo. No hay que preocuparse por ello porque habrá un momento en el que los dos senos estarán igual de desarrollados. Por lo general entre 18 meses y dos años después de la aparición del botón embrionario, las niñas tienen su primera menstruación. Olor
Otro de los cambios habituales y que a muchos chicos y chicas en el inicio de la pubertad les averguenza es que su cuerpo comienza a oler, a oler mal. Esto es debido a que la constante producción hormonal provoca un aumento de la grasa en la piel y mayor sudoración. Pero hay una solución bien simple para evitar el mal olor: mantener una buena higiene. Una ducha diaria y la utilización de desodorante lo resuelve. Erecciones
En el caso de los niños también al comienzo de la pubertad se suelen hacer mucho más frecuentes las erecciones. Es bueno explicarles lo que es y que no tiene importancia. También pueden comenzar entonces lo que se denomina poluciones nocturnas que no es otra cosa que eyaculaciones mientras el niño está dormido. Es bueno que sepan qué es esto y que también es absolutamente normal.Y lo más importante de todo es tranquilzarlos, sea cual sea el ritmo de su pubertad, la inmensa mayoría de las veces estará dentro de la normalidad. Foto © Tiago Abreu