Cómo quitar las garrapatas de tu perro

Se pueden combatir los problemas de pulgas en casa y sin insecticidas
Veterinario. Foto © [David Stuart / Flickr]

En ocasiones, los más pulcros hábitos higiénicos no son suficientes para mantener tu hogar libre de garrapatas. Basta un paseo en el jardín, contacto con alguien que estuviera en el campo o una propagación en la casa del vecino para que estemos expuestos a las garrapatas.

Las garrapatas son fuente indeseable de infecciones. La enfermedad de Lyme es la más extendida y más preocupante de ellas, pues puede causar problemas neurológicos y cardíacos.

Pero no por ello es necesariamente más sano usar antibióticos y venenos al por mayor. La salud de tu mascota, y la tuya o de tus familiares si son cercanos a ella (si duermen con la mascota o si la abrazan o acarician, la piel llega a absorber los químicos dañinos del insecticida) queda expuesta, y los venenos, aunque tienen efectividad de corto plazo, sí permanecen por semanas e incluso meses en los ambientes donde deambula tu mascota.

Peor aún, para qué usar insecticidas y repelentes de insectos nocivos, cuando existen alternativas naturales que son inocuas para el organismo, o que incluso pueden hacer un bien, como crear espacios relajantes y armónicos mediante la aromaterapia.

 

Combate las garrapatas cambiando la dieta

Debe ser difícil convencer a tu perro de seguir una dieta alcalina, pero no es necesario acostumbrarlo a comer espinacas y espirulina para cambiar el ph de su sangre. Las pastillas de vinagre de manzana, espolvoreadas sobre sus croquetas o su alimentación habitual, alcalinizan su sangre lo suficiente para que sea menos atractiva para las garrapatas.

Otro buen ingrediente en la alimentación es el ajo, que además de ser antibiótico y de mejorar las defensas de la mascota, la hace exudar un olor repelente a los insectos. Úsalo en especial si decides sustituir repelentes químicos, ya que el ajo ayudará a eliminar los residuos tóxicos que se hayan quedado en el organismo de tu mascota.

Si has padecido mordidas de garrapatas, o temes estar expuesto, incluye ajo también en tu dieta. Puedes neutralizar el olor —que te afecte al estar con otras personas—con desodorantes caseros, cuyos ingredientes también son, casualmente, repelentes de pulgas y otros insectos.

 

Rocía a tu mascota y los ambientes de tu casa con aromaterapia antigarrapatas

Hay aceites esenciales que, por su olor, son repelentes naturales de garrapatas. Felizmente, estos olores no son nocivos ni desagradables para las personas, por el contrario, resultan agradables y pueden estimular relajación, mejorar el ánimo y reducir el estrés.

Entre los olores más efectivos para combatir las garrapatas se encuentran:

  • El nim, también conocido como magrosa. Se trata de un árbol de la India, cuyas semillas, corteza y hojas se utilizan para la elaboración de cremas o cápsulas medicinales. Tiene propiedades antisépticas, antivirales, antipiréticas (que combaten la fiebre) y antiinflamatorias. Algunas medicinas lo han utilizado para combatir parásitos.
  • Lavanda. La planta de la lavanda es una flor morada que se puede utilizar de forma generalizada en el hogar. Se utiliza en la cocina y en la limpieza. Se pueden elaborar cosméticos diversos, así como aromatizantes de ropa, piso y espacios cerrados. Sus principales funciones son relajantes y como repelente de insectos.
  • Malvarrosa. La pelargonium capitatum es una flor cultivada por su fragancia. En la medicina indígena se ha utilizado como té para tratar náusea, problemas digestivos y algunos problemas de riñones. El aceite esencial es un poderoso y muy interesante repelente de garrapatas. Bastan un par de gotas para producir, en todo el cuerpo, una barrera repelente.

Remedios naturales para ahuyentar una garrapata.

Existen varios remedios naturales que ayudan a liberar una garrapata. Muchos de estos remedios pueden ser peligrosos. Por ejemplo, matar una garrapata sin sacarla completamente (lo cual es común, pues tu mascota, inquieta, se resistirá al tratamiento), puede causar infecciones. También puedes provocar accidentes usando objetos filosos o calientes.

Uno de los mejores remedios para ahuyentar garrapatas es el limón.

Pero no lo exprimas directamente en la herida, porque causarás dolor innecesario. Dilúyelo primero en agua y agrégalo a un rociador. Si lo usas en una persona, recuerda lavar la zona después y evitar el contacto con el sol, o provocarás una quemadura.