Causas de la depresión postparto y quién tiene mayor riesgo

Depresión postparto
© Getty Images / Grablewski

La depresión postparto afecta entre 10% y 15% de las mujeres después de dar a luz, aunque algunas madres tienen un mayor riesgo de padecerla.

Causas de la depresión postparto

La depresión postparto es el resultado de una combinación de factores hormonales, cambios en tu cuerpo, tu habilidad de lidiar con el estrés, genética, tu estilo de vida y psicología:

  • Las hormonas pueden afectar directamente la química cerebral que controla tus emociones y estados de ánimo –y bien sabes que el embarazo es un período de alteraciones hormonales extremas–. Durante el postparto, tu cuerpo atraviesa una transición hacia el balance hormonal, mientras unas hormonas bajan y otras suben, pero eso lleva tiempo y puede afectar tu estado emocional. Por ejemplo, los niveles de estrógeno –una hormona que, entre otras funciones, puede interferir con tu estado de ánimo– descienden súbitamente.
  • Factores genéticos que te predisponen, si la depresión es frecuente en tu familia. Consúltale a tu madre y otras mujeres sobre su tendencia a la depresión, tanto en el postparto como en otras etapas de su vida.
  • Cambios físicos en tu cuerpo después del embarazo, que pueden interferir en cómo te sientes y en tu autoimagen.
  • Cambios en tu estilo de vida. El nacimiento de un bebé implica un cambio drástico en tu vida social y tus prioridades. Este cambio puede darte un golpe fuerte durante los primeros días de vida de tu pequeño, cuando sales poco de casa y mientras te ajustas a la nueva rutina.
  • Cansancio acumulado, gracias al pequeño que duerme, come y se despierta cuando le da la gana.
  • Ansiedad por tu nuevo rol y las expectativas al convertirte en madre. Todas queremos ser “la mejor mamá”, pero esto añade presión innecesaria en un momento de por sí estresante.
  • Cambios en tu relación de pareja. Pasar de dos a tres (o más) es duro para ti y tu pareja porque los cambios son muchos: con un recién nacido a quien cuidar, los adultos simplemente pasan a segundo plano; tu vida sexual puede cambiar; tu pareja también puede sentir celos por la llegada del bebé (aunque suene inmaduro); y cada uno debe también ajustarse a sus nuevas responsabilidades como padre y madre.

    ¿Estás en riesgo de padecer depresión postparto?

    Estás en mayor riesgo de padecer depresión postparto si:

    • Eres menor de 20 años.
    • Si has padecido condiciones psicológicas o psiquiátricas antes del embarazo, como depresión, desordenes de personalidad, o ataques de ansiedad.
    • Tienes estreses adicionales, como muertes en la familia, dificultad económica, problemas de pareja, etc.
    • Tu familia tiene historial de padecer depresión postparto.
    • No tienes un grupo de apoyo cercano.
    • Eres madre soltera o tienes una relación de pareja inestable.
    • Tienes problemas de dependencia con el alcohol, drogas u otras sustancias nocivas.
    • Tuviste un embarazo de alto riesgo o complicaciones durante el parto.
    • Tuviste una cesárea no planificada.
    • Has tenido una difícil recuperación.
    • Tu bebé tiene alguna enfermedad, malformación congénita o condición que requiere atención adicional.

    Afortunadamente, existen remedios que puedes utilizar en casa y tratamientos psicológicos y médicos que pueden ayudarte con la depresión postparto.

    Fuentes:
    A.D.A.M. Medical Encyclopedia. Postpartum Depression. Accedida 14 de julio del 2012.
    German Institute for Quality and Efficiency in Health Care. Fact Sheet: Depression after Childbirth: What Can Help. Accedida 15 de julio del 2012.
    Pregnancy.about.com. Signs of Postpartum Depression. Accedida 14 de julio del 2012.
    Women’s Health.org. Depression During and After Pregnancy. Accedida 14 de julio del 2012.