Cambiar la extensión y qué hacer si no puedes

01
de 02

Cambia la extensión de archivo

Cambiar-Extension

Cambiar la extensión de un archivo suele ser fácil. Voy a explicar el modo normal y qué hacer si Windows no te deja porque es un archivo protegido.

  1. Sigue los pasos del apartado "¿Por qué debes activar que se muestren las extensiones?" de aquí.
  2. Cuando ya consigas ver la extensión del archivo, pincha en él para seleccionarlo. Luego haz clic encima con el botón derecho y elige Cambiar nombre.
  3. Escribe el nombre del archivo incluyendo la nueva extensión (por ejemplo, Lista de gastos.xls). Borra la antigua ni no se elimina sola.

    IMPORTANTE:
    NO dejes ningún espacio después del punto y escribe la extensión siempre en minúsculas.

    Pulsa Intro en tu teclado cuando termines.
  4. Una ventana de aviso te advierte de que el archivo puede quedar inutilizable. Date por enterado pulsando Sí.
  5. A veces pueden aparecer mensajes adicionales:

    • Si debes confirmar el cambio porque el archivo es de sólo lectura
      Limítate a decir que sí. O, si Windows no te deja cambiarlo…
      -Selecciona el archivo y después haz clic encima con el botón derecho. Elige Propiedades en el menú.

      -Desmarca abajo la casilla Sólo lectura y pulsa Aceptar.

      -Intenta cambiar de nuevo la extensión siguiendo los mismos pasos.
    • Si se requieren permisos de TrustedInstaller
      NO cambies el archivo salvo si tienes muy claro qué estás haciendo. TrustedInstaller protege archivos del sistema que en principio no debes modificar.

      ¿Quieres cambiarlo de todos modos? Sigue este enlace.

Hay extensiones que Windows desconoce y no consigue abrir. Si tú tampoco sabes cómo hacerlo, encuentra programas gratis para abrir programas o archivos de todo tipo.

02
de 02

Cambia o borra archivos protegidos

Tomar-Posesion-Archivo-Carpeta

No puedes cambiar o eliminar de forma normal archivos o carpetas protegidos con TrustedInstaller. Pero hay una forma de saltarse esa protección y "tomar posesión" de ellos para hacer lo que quieras…

IMPORTANTE:
Modificar los permisos de TrustedInstaller reduce la seguridad de tu PC y puede hacer que falle si cambias archivos críticos o del sistema.

Para desactivar la protección:

  1. Cierra la ventana de aviso de que necesitas permisos de TrustedInstaller o de que no tienes permisos para realizar esa acción aunque estés usando una cuenta de administrador.
  2. Pincha en el archivo o carpeta que quieres cambiar o eliminar. Luego haz clic encima con el botón derecho y elige Propiedades.
  3. Se abre una ventana. Pincha en la solapa Seguridad de la parte de arriba. Y pulsa el botón Opciones avanzadas que está abajo a la derecha.
  4. Haz clic en la solapa Propietario. Verás que TrustedInstaller es el Propietario actual. Pulsa abajo a la izquierda el botón Editar.
  5. Debajo, en la lista de Nuevo propietario, pincha en Administradores.

    NOTA:
    Cuando quieres cambiar una carpeta protegida, en vez de sólo un archivo, aparece abajo la casilla Reemplazar propietario en subcontenedores y objetos. Actívala pinchando en ella.

    Pulsa el botón Aceptar para que se ejecuten los cambios.
  6. Confirma pinchando en Aceptar la ventana de aviso. Verás que el propietario actual es ahora el grupo Administradores en lugar de TrustedInstaller. Pulsa Aceptar en la ventana.
  7. Regresas a la pantalla inicial. Haz clic abajo en Aceptar.
  8. Vuelve a seleccionar el archivo o carpeta que pretendes cambiar o borrar. Luego pincha encima con el botón derecho y elige Propiedades.
  9. Haz clic en la solapa Seguridad y pulsa el botón Editar que está a media ventana, a la derecha.
  10. Pincha en Administradores en la lista de Nombres de grupos o usuarios de la mitad superior. Abajo, en el campo Permisos de Administradores, haz clic en la casilla de Control total bajo la columna Permitir (ve esta imagen). Pulsa el botón Aceptar.
  11. Confirma con el mensaje de aviso.
  12. Pincha Aceptar en la ventana a la que vuelves.

Ahora ya debes poder borrar, renombrar o cambiar el archivo o carpeta que sea.

Puede convenirte definir tú limitaciones sobre lo que otros pueden hacer en tu PC. Por ejemplo, niños u otras personas que usen tu equipo. Para eso sirve el Control parental de Windows 7.