Boerboel

Cachorro boerboel

En resumen

Procedente del cruce entre el bullmastiff, gran danés y el extinto bullenbeisser, el boerboel es una raza molosa sudafricana también conocida como mastiff africano. Originalmente fue un perro de granja desarrollado en el siglo XVII. Fue el arma de defensa de los granjeros contra los predadores, al igual que indispensable en el rastreo de presa abatida. Dado su historia y las condiciones de Sudáfrica, solo los perros más aptos sobrevivieron, por lo tanto posee gran coraje e instinto de protección.

Es una raza dominante, lo cual implica que su futuro dueño debe tener bastante experiencia con perros de raza grande.  

Grupo

Misceláneo, según el AKC, un grupo dedicado a razas que aún no pertenecen a ninguno de los otros grupos caninos del club canino.

Aspecto

El boerboel es una raza grande: pesa de 110 a 220 libras (50-100 kg) y mide de 24 a 28 pulgadas de altura a la cruz (60-70 cm). Es de cuerpo poderoso, fuerte y musculoso. Tiene el pelo corto, suave, espeso y brillante. Los colores incluyen el marrón, rojo, negro, atigrado, leonado, gris y piebald (blanco con marcas negras).

 
 

Temperamento

Es inteligente, tranquilo, seguro de sí mismo, estable.

Salud

Para disminuir las probabilidades de tener un boerboel con problemas de salud o comportamiento, abstente de adquirirlo de una tienda de animaleso por internet. No descartes la posibilidad de adquirir tu boerboel de un refugio de animales o de un centro de rescate.

Se recomienda que el futuro dueño se informe, ya que estos lugares tienen una gran cantidad de perros en espera de adopción y brindan la posibilidad de salvarle la vida a un animal. Considera no solo perros de pura raza, sino mestizos también. Por su parte, los criaderos responsables se esmeran en tener pocas camadas de perros boerboel y solamente perros saludables que van de acuerdo con el estándar de la raza.

Si obtienes tu boerboel de un criadero, asegúrate de que haya recibido los exámenes necesarios para descartar posibles enfermedades. Un criador responsable te entregará los resultados de sus exámenes y un certificado de pedigrí. Tendrás que firmar un contrato que te explique tus responsabilidades.

Cuidado

Además del acicalamiento básico, el boerboel requiere de pocos cuidados. Con un baño de vez en cuando, una vez al mes aproximadamente, es suficiente. Aunque tiene el pelo corto y suave, cepíllaselo por los menos una vez por semana, aunque diariamente es aún mejor, ya que fomentará el vínculo humano canino que te une a tu perro. Debes inspeccionar sus orejas regularmente para evitar una infección a causa de la acumulación de cera y tierra. Es un perro bastante grande y necesita tener mucho acceso al exterior y vivir en una casa que tenga patio. No debe vivir en un apartamento. A los niños se les debe enseñar a respetar al boerboel y viceversa.

Actividad y ejercicio

Este perro requiere de ejercicio para estar en forma física y mentalmente. Necesita largos paseos diarios, pero con esto no bastará. Llévalo a correr, tomen largos paseos por el campo, vayan a nadar, descubran nuevos deportes juntos.

Inscríbelo en clases de obediencia canina y de deportes caninos, como rastreo y agility. Además de ser divertidas, en estas clases, él se socializará con otros perros, pasará tiempo contigo y tú aprenderás a ser mejor dueño.

Educación y entrenamiento

Solo el adiestramiento positivo y constante te puede garantizar que tengas un perro feliz y equilibrado. Como todos los perros, necesita socialización. Preséntale tu mundo de manera gradual y de la forma más positiva posible. Para empezar, preséntale a todo tipo de personas de todas las razas, tamaños y edades, incluyendo extraños y niños. Es muy importante que el can también conozca distintos perros y otras mascotas, lugares desconocidos, sonidos e incluso  olores. Esto tiene como objetivo que el perro aprenda a aceptar todo lo que tiene el entorno sin miedo, timidez o agresividad.

Debes encargarte de la socialización del perro tan pronto lo obtengas y tener en cuenta que mientras más temprano empiece el proceso de socialización mucho mejor. Las primeras 12 semanas de la vida del perro son primordiales, pero un perro de cualquier edad puede ser socializado si su dueño utiliza el proceso debido. La obediencia básica también será imprescindible, ya que  establece las reglas para que tu perro pueda navegar una sociedad de humanos sin problemas. Te enseña a ti cómo comunicarte de forma básica con tu can, y le enseña a él que cada acción conlleva una reacción y que cuando se comporta de forma idónea siempre obtiene una recompensa, ya sea una delicia, un paseo, una caricia o palabras alentadoras. Entrenar a tu perro con adiestramiento positivo no solo es recomendable sino necesario si deseas tener un perro feliz, que te espeta y se divierte contigo.

Desafíos del boerboel

1. Su instinto por proteger. Su función original era proteger a la granja, lo cual quiere decir que desconfiará de extraños y sentirá la necesidad de protegerte a ti y a los suyos. Esto se podría convertir en agresividad si no se encara a tiempo, preferiblemente si te preparas incluso antes de que suceda. Es imprescindible que empieces a socializar a este perro tan pronto lo obtengas. Aunque es posible modificar el comportamiento de un perro adulto, lo mejor es que adquieras un cachorro, sobre todo en el caso de razas fuertes como el boerboel.

2. Su gran tamaño. No es un perro pequeño, prepárate para darle espacio. No puedes tener un boerboel y vivir en un apartamento .

Sobre esta raza

Siempre es aconsejable que te pienses detalladamente si de verdad podrías ser dueño de un perro. El boerboel es una de las razas que más te deberías pensar. Los mejores de estos perros, los más fuertes y poderosos, son los ejemplares que existen hoy. Conoce bien la raza, habla con personas que sean dueños de estos perros y considera si objetivamente es para ti.

Es ideal para ti si…

  • Ya te has informado, comprendes las necesidades de esta raza y tu estilo de vida es perfecto para tener un boerboel.  
  • Estás listo para ser dueño de un perro verdaderamente fuerte y estás físicamente y mentalmente capacitado para ser el líder que el boerboel necesita.