7 pasos para comprar muebles de cocina

Consejos para planificar los muebles y distribrción de tu cocina nueva

comprar-muebles-cocina
Aquí tienes una cocina tradicional bien organizada para un espacio abierto. Foto © Maisons du Monde

Comprar los muebles de cocina requiere planificación. Diseñar este espacio de la casa, ya sea una cocina moderna o clásica, es un reto porque la oferta de mobiliario y de decoración es cada vez mayor.

1. Elegir un estilo para nuestra cocina

Antes de iniciar la reforma tenemos que pensar en el estilo que queremos para nuestra cocina: moderno y contemporáneo, clásico, tradicional, futurista, minimalista o rústica.

La cocina te permite experimentar con todo tipo de estilos, incluso mezclar algunos. Procura que armonice con el resto de tu casa.

2. Tu cocina con estilo pero práctica

Aunque hagamos un derroche de imaginación en el diseño de nuestra cocina no pierdas de vista nunca el que sea práctica.

Elige muebles fáciles de limpiar y mantener, materiales sufridos (que disimule las manchas o la suciedad en la medida de lo posible) y resis3tentes.

3. Antes de la reforma, elegir los muebles

Toda la decoración de la cocina tiene que estar pensada antes de abordar suelos, azulejos y revestimientos.

Basándote en la distribución de los muebles tendrás que colocar los puntos de luz (enchufes e interruptores), tuberías, grifos y desagües (especialmente si cambias de lugar la zona de aguas).

Si vas a poner luces dentro o debajo de los armarios, piensa que eso implica una instalación eléctrica, aunque sea pequeña.

Los enchufes de hornos, placas vitrocerámicas o de inducción, extractores de humo, lavavajillas, lavadoras y frigoríficos tienen que estar a una altura y en un lugar exacto detrás del aparatos correspondiente y quizás tengas que prescindir o hacer un hueco especial en la plancha de madera trasera de los muebles.

Además, algunos países tienen normativas de seguridad específicas sobre este asunto.

4. Planificar al milímetro antes de comprar la cocina

Aunque pueda parecerte exagerado, las cocinas hay que planificarlas con toda exactitud. Unas medidas inapropiadas no solo afectarán a los elementos que comentábamos en el punto anterior.

Además, cuando los muebles tengan que ajustarse totalmente podrían quedar algunos centímetros que tendremos que solucionar con listones u otros elementos.

En el caso de una encimera mal cortada, aunque sea en pocos milímetros, impedirá que ésta se ajuste a la pared.

5. Apuesta por la capacidad de tus armarios

En cocinas pequeñas, favorece en lo posible la capacidad de los armarios. Elígelos de una altura superior a la media. Incluso que lleguen al techo (de esta manera también te evitarás tener que limpiarlos por arriba).

Para aligerar la sensación opta por puertas de cristal o vitrinas en los que vayas a colocar vajillas. El cristal, como sabes, también refleja la luz. Los cristales traslúcidos consiguen el mismo efecto que los transparentes pero no dejan ver el interior.

Puedes combinar un frente completo de armarios con una pared diáfana o con estanterías para equilibrar el peso visual.

6. El “triángulo de trabajo” en la cocina

Una norma elemental que debes tener presente es que en las cocinas nos movemos en un espacio denominado “triángulo de trabajo” que involucra la zona de cocción, la de aguas y el frigorífico.

Según los expertos, la comodidad con la que nos movamos en la cocina depende de que esos espacios estén separados unos 90 centímetros.

7. Distribución de la cocina y color en la cocina

Tendrás que ajustarte al propio espacio cuando calcules la forma que darás a tu cocina. Las distribuciones suelen ser en línea, en paralelo, en “L” o en “U”.

Elige los muebles en colores claros, incluso con brillo, para que se refleje la luz cuando tu cocina sea pequeña.

11 Tips para combinar el color de las paredes de tu cocina con los muebles

Ahora ya tienes unas pistas básicas para comprar los mejores muebles para tu cocina.