6 Tatuajes para recordar a Elizabeth Taylor

Reconocida por su espectacular y deslumbrante belleza, desde la década de 1950 se erigió como uno de los mitos del Séptimo Arte. No es de extrañar que muchos de los admiradores de Elizabeth Taylor hayan inmortalizado a este bello animal cinematográfico en su piel.
01
de 06

La más hermosa del mundo

tumblr.png
Foto galería Tumblr

Nacida en  Londres el 27 de febrero de 1932,  Elizabeth Taylor fue declarada La más hermosa del mundo en más ocasiones que ninguna otra actriz, incluso superando al llamado Animal más bello del mundo, Ava Gardner.

Su rostro se convirtió en símbolo de perfección durante décadas, desde su adolescencia hasta su madurez bien entrada la década de los 70.

Esa belleza y las películas míticas que protagonizó han servido de inspiración para multitud de diseños de tatuajes, en el que destacan sobre todos los de su papel en Cleopatra.

En este tatuaje de retrato en color se puede apreciar la delicada belleza de la actriz donde sus ojos y pobladas cejas son realzadas con muchísima maestría por el artista tatuador.

02
de 06

Retrato de Cleopatra en negro y gris

pinterest.png
Foto Pinterest

Su interpretación como Cleopatra fue muy elogiada por la crítica, al igual que su colaboración con Mike Nichols en Quién teme a Virginia Wolf, dirigida por Mike Nichols.

Cleopatra fue la película más cara en la historia hasta 1963. Por esta interpretación, Elizabeth Taylor fue la primera actriz que firmó un contrato por la suma de un millón de dólares. Algo que ninguna actriz había cobrado hasta el momento y que suponía todo un récord.

Sin embargo, los múltiples retrasos y contratiempos del rodaje aumentaron esa suma en siete veces más.

Fue en el rodaje de esta misma película donde conoció a Richard Burton, con quien se casó varias veces, iniciando un romance estando ambos casados, lo que provocó un enorme escándalo.

En este tatuaje en negro y gris queda patente la grandiosidad el personaje de Elizabeth Taylor. Toda una inspiración como diseño de tatuaje en el que se han inmortalizado numerosos detalles que lo convierten en una obra de arte.

03
de 06

Retrato de Cleopatra en color

inspiringtattoo-punto-com.png
Foto cortesía inspiringtattoo.com

Este tatuaje es otro ejemplo de la inspiración que sugiere el cine a los artistas tatuadores. Realizado en color, el diseño parece una secuencia real de la película protagonizada por Elizabeth Taylor. 

04
de 06

Dedicación y esfuerzo

Sherry-on-Butterfly-pinterest.png
Foto Pinterest (Sherry on Butterfly)

Taylor fue muy popular por su tormentosa vida privada y su pasión por las joyas. Pero destacó por sus labores humanitarias en la lucha contra el SIDA desde la muerte de su amigo Rock Hudson, víctima de esta enfermedad.

Colaboró con una sociedad dedicada a la lucha y la investigación de este grave síndrome, y por este mismo motivo galardonada con el Premio Príncipe de Asturias de la Concordia en 1992.

Ese mismo año participó en el concierto en tributo a Freddie Mercury, hablando acerca de la prevención necesaria para combatir el sida.

05
de 06

Retrato en negro y gris de fotos muy populares

pinterest--Ash-Higham.png
Foto Pinterest (Ash Higham)

En este tatuaje se puede contemplar la belleza de la diva en pleno apogeo. El diseño enmarca el rostro con finas líneas y armoniosas sombras y luces.

Generalmente, los amantes de iconos del arte optan por tatuajes de retrato en el que el único protagonista es la cara del personaje. Es el mejor tributo.

06
de 06

El tatuaje temporal de James Franco

huffingtonpost-punto-com.png
Foto Huffingtonpost.com

Franco sorprendió al público asistente cuando se presentó en el Festival de Cine de Venecia del año 2014 con un tatuaje temporal de los actores Montgomery Clift y Elizabeth Taylor en su cabeza rapada, al igual que su personaje Zeroville.

El tatuaje temporal recrea una de las fotografías de los dos actores en la película Un lugar en el sol que ambos protagonizaron. Las escenas de amor del film establecieron un nuevo estándar para el romance en el cine. Tanto Taylor como Clift fueron grandes amigos desde entonces.

Qué bien le sienta todo a James Franco...