5 Tatuajes inspirados en la obra de Salvador Dalí

01
de 06

Obra de Salvador Dalí

Ivonne-Esperanza.png
Dalí con su musa, Gala. Foto Flickr (galería de Ivonne Esperanza)

Salvador Felipe Jacinto Dalí i Domènech (Salvador Dalí), fue un polifacético artista español que destacó sobre todo en la pintura. Considerado uno de los máximos representantes del surrealismo, Salvador Dalí es conocido por sus impactantes y oníricas imágenes surrealistas.

Sus habilidades pictóricas se suelen atribuir a la influencia y admiración por el arte renacentista. Su obra llegó hasta el cine, la escultura y la fotografía.

Supo atraer la atención pública con todo su arte con esa tendencia narcisista con delirios de poder y relevancia. Estas fueron las principales bazas de El Genio.

El excentricismo de Dalí provoca filias y fobias. Sus obras son una manifestación de su forma de vida y ver el mundo. Por ello eligió símbolos que son muy reconocidos y que han servido de inspiración para los artistas tatuadores de los siguientes diseños.

02
de 06

Relojes blandos

Smileycreek.png
Foto Flickr (copyright Smiley Creek)

Representado por primera vez en su obra famosa La persistencia de la memoria, los relojes sirven como un objeto que se repite en la obra de Dalí con la idea de que el tiempo devora todo y que siempre está marcando nuestro final.

Fueron interpretados como una referencia a la teoría de la relatividad de Albert Einstein, y supuestamente creados tras la observación de unos pedazos de camembert expuestos al sol un caluroso día de agosto.

Estos mismos relojes se siguen plasmando en el estilo de tatuaje neotradicional.

03
de 06

Corpus Hypercubus

Milo-Marcer.png
Foto Flickr (copyright Milo Marcer)

La originalidad de la perspectiva y la habilidad técnica a la hora de pintar el cuadro lo han hecho muy popular.

Durante los años cincuenta, el artista volvió a recurrir varias veces al tema de la crucifixión. Un ejemplo es este Corpus Hypercubus, pintado en 1954 y que destaca como diseño de tatuaje religioso

Para pintar este cuadro se basó en las teorías contenidas en el discurso sobre la forma cúbica del arquitecto del siglo XVI, Juan de Herrera.

04
de 06

Elefantes Dalinianos

Leo-Barrachina.png
Foto Flickr (Leo Barrachina)

Otro de sus símbolos recurrentes es el elefante, que apareció por vez primera en el Sueño causado por el vuelo de una avispa sobre una granada un segundo antes de despertar (1944).

Los elefantes dalinianos, inspirados por el obelisco de Roma de Gian Lorenzo Bernini, suelen aparecer con patas largas y portando obeliscos en sus lomos. 

El elefante es una distorsión en el espacio, explicó Dalí en Dalí y el Surrealismo, de Dawn Ades, con sus aguzadas patas contrastando la idea de ingravidez, definida sin la menor preocupación estética, estoy creando algo que me inspira una profunda emoción y con la que intento pintar honestamente.

Este tatuaje puede simbolizar fuerza para seguir adelante, ya que del elefante se conoce la gran capacidad para recordar y soportar grandes cargas día a día. En el diseño se han incluido caballos de largas patas que también representa fuerza y tenacidad.

05
de 06

Mujer con cabeza de rosa

Keenan-Bouchard.png
Foto Flickr (copyright Keenan Bouchard)

En esta obra, Dalí sustituye las cabezas con objetos. Le disgustaba la falta de inteligencia, la frivolidad y los perfumes exagerados de los ricos que frecuentaban al grupo surrealista.

Esta obra se encuentra en Kunsthaus, Zurich. Una manera de representar, mediante un tatuaje, el rechazo a unos ciertos cánones o, por el contrario, plasmar la fuerza de la feminidadsi se tiene solo en cuenta la imagen literal de un cuerpo de mujer con un cerebro que se mimetiza con la madre naturaleza.

06
de 06

La voluptuosa muerte

Taringa-punto-net.png
Foto Taringa.net

Realizada en colaboración con el fotógrafo Philippe Halsman en 1951, la fotografía representa a Dalí posando junto a una calavera gigante, una obra viva que comprende siete modelos femeninos desnudos.

Lo que al principio puede parecer un mero ejemplo de memento mori (en latín, recuerda que tienes que morir) es en realidad una fusión más compleja donde entran el sexo y la muerte.

Este tatuaje manifiesta un recordatorio constante  a lo fugaz que es la vida, el placer y el conocimiento de que todos morimos. Un significado muy parecido a los tatuajes de flores de cerezo.

La imagen presenta una fusión del eros (amor erótico o sexual) y el thanatos (muerte) en un solo objeto. De ahí su nombre, La voluptuosa muerte.

Una de las frases de Dalí: Si muero, no moriré del todo, es otra de las inscripciones que simboliza que todos pasamos por esta vida dejando una huella con nuestras acciones y recuerdos en aquellos que se quedan.